El número de casas en alquiler cae un 42% durante el último año en Las Palmas de Gran Canaria

La ciudad es la capital española en la que más ha descendido la oferta inmobiliaria en 2024

Imagen de archivo del escaparate de una inmobiliaria.

Imagen de archivo del escaparate de una inmobiliaria. / EPE

J. C. G.

Las Palmas de Gran Canaria es la capital española en la que el mercado del alquiler de viviendas para larga estancia ha menguado más en el último año. La ciudad ha experimentado desde noviembre del año pasado un descenso del 42% en la oferta inmobiliaria, de acuerdo con un estudio sobre la evolución del mercado elaborado por el portal Idealista. El dato, que se sitúa 30 puntos porcentuales por encima de la media del estado, corre paralelo al aumento de los denominados alquileres de temporada, que han crecido un 57%.

Idealista constata en su estudio que la merma en el mercado de alquiler de larga estancia en Las Palmas de Gran Canaria resulta muy superior a las siguientes ciudades en la clasificación. La reducción de la oferta en el caso del Bilbao ha sido del 32% y en el de Granada, del 30%. Madrid tiene en estos momentos un 26% de viviendas menos en alquiler que hace un año, mientras que en la otra capital canaria, Santa Cruz de Tenerife, el descenso es del 5%.

Los datos tampoco resultan halagüeños si se estudian las cifras del mercado de alquiler en los últimos tres meses, que coinciden con el periodo tras la aprobación de la nueva ley de vivienda. En este caso, la reducción del total de viviendas es de un 18%. Solo la ciudad de Palma, capital de Baleares, se sitúa por encima con una reducción de la oferta del 19%. Córdoba y Oviedo, ambas con un 14%, se sitúan en cuarta posición.

La merma coincide con el «meteórico» aumento de las viviendas de temporada

La reducción en el mercado del alquiler de larga estancia coincide con el aumento «meteórico», en palabras de Idealista, que han experimentado los alquileres por temporadas. Este sector, que en el caso de Las Palmas de Gran Canaria representa el 7% del total de la oferta, ha crecido un 57% en el último año. En el caso del último trimestre, el aumento es del 51%.

Mayores crecimientos

La ciudad se sitúa muy por detrás de los mayores crecimientos, que se han dado en «pequeños mercados donde este fenómeno era hasta ahora prácticamente inexistente y en los que la aparición de un puñado de anuncios ha provocado subidas muy pronunciadas», según idealista. Entre ellos, destaca el caso de Huesca, donde durante el último año ha aumentado un 475% (un 142% en el último trimestre); Lugo con un crecimiento del 425% (un 110% en el último trimestre); Granada con un 232% más (un 139% en los últimos tres meses) o Huesca, con un 180% más (un 367% en el último trimestre, el mayor de toda España).

El aumento del alquiler de temporada también ha sido más intenso en el caso de Santa Cruz de Tenerife, donde este tipo de viviendas supone un 7% del peso total del mercado inmobiliario. El crecimiento interanual llega a ser del 173%, mientras en el último trimestre se sitúa en el 58%. En Madrid, el incremento durante este año es del 17% y el de los últimos tres meses, del 28%. En la capital, el alquiler de temporada supone el 11% del total.

El descenso resulta muy superior al de las siguientes urbes presentes en la clasificación

Al respecto de este estudio, se destaca que a nivel nacional la oferta de alquileres por temporada aumenta un 39% en el tercer trimestre del año, tras la modificación legislativa de mayo, y supone ya el 10% de todas las viviendas en el mercado, mientras que las viviendas en alquiler permanente se han reducido un 1% entre julio y septiembre, y acumulan ya una caída interanual del 12%.

El portal inmobiliario recuerda que los alquileres de temporada no se destinan a satisfacer una necesidad «permanente» de vivienda, sino que sirven al alojamiento durante un periodo de tiempo muy concreto, por lo que quedan fuera del ámbito de aplicación de la Ley de Vivienda y no se ven afectados por las limitaciones en las actualizaciones de la renta o las prórrogas extraordinarias del contrato, al contrario que los alquileres permanentes, informa Europa Press.