Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Crisis del coronavirus Situación sanitaria en Canarias

El número de positivos diagnosticados en las Islas aumentará la próxima semana

El jefe de Epidemiología del Gobierno regional, Amós García Rojas, considera que todavía es pronto para asegurar que la curva de Gran Canaria empieza a aplanarse

El número de positivos diagnosticados en las Islas aumentará la próxima semana

"Empezaremos a ver la luz dentro de tres semanas", asegura el jefe del servicio de Epidemiología de la Dirección General de Salud Pública del Gobierno de Canarias, Amós García Rojas. Quien advierte que durante la próxima semana seguirá aumentado el número de casos diagnosticados en las Islas, porque lo que estamos viendo ahora "es la fotografía de las personas que se infectaron antes del confinamiento". Por esto, considera que cuando se cumplan las dos primeras semanas del estado de alarma se percibirán "las bondades del aislamiento".

La curva que dibuja el crecimiento del número de positivos en Tenerife es ascendente, mientras que en la de Gran Canaria se bosqueja un ligero aplanamiento. Esto podría interpretarse como una señal de esperanza en el control de la pandemia, sin embargo García Rojas considera que todavía no se puede afirmar que en Gran Canaria se esté llegando al pico máximo.

La gran diferencia en el número de contagios registrado entre las dos islas capitalinas será una de las grandes líneas de investigación que los especialistas tendrán que desarrollar cuando acabe la pandemia, según adelanta García Rojas, para quien no tiene sentido la amplia desigualdad entre islas. Basándose en "apreciaciones razonables", el especialista apunta como posibles razones a que el brote del virus en Canarias se inició en Tenerife -con los casos de los italianos del hotel de Adeje- y a que en esa isla se ha realizado un mayor número de test, por lo que al hacerse más pruebas hay más casos diagnosticados.

"No habrá un estallido"

A pesar de que en Gran Canaria pasó menos tiempo entre que se detectó el primer caso -el de la italiana que pasaba sus vacaciones en Arinaga- y el momento que se aplicaron las medidas de contención, Amós García no ve imposible que aparezcan más casos porque "es un virus nuevo y todavía hay lagunas". Sin embargo, se muestra optimista y cree que habrá un "crecimiento sostenido de casos, pero no un estallido".

Nadie sabe exactamente cuántos portadores de coronavirus hay en actualmente en Canarias. Los casos ocultos ayudan a la propagación del virus, pero esas personas permanecen asintomáticas. Por esto, García Rojas detalla que los test rápidos permitirían tener una fotografía más exacta de la pandemia en las Islas. La compra fallida de las pruebas rápidas retrasará la implantación de este sistema de detección al Archipiélago, pero el epidemiólogo espera que finalmente los test lleguen y se pongan en práctica.

Aunque todos los fallecidos con coronavirus en Canarias han sido personas con patologías previas, García Rojas detalla que hay excepciones. "En un porcentaje muy bajo la enfermedad puede ser letal para una persona sana", sostiene. Por esto, hasta que se contenga la expansión de la pandemia o se encuentre una vacuna, las autoridades sanitarias recomiendan permanecer en casa para evitar la propagación del virus.

Actualmente se está llevando a cabo un ensayo clínico en el que la sangre de las personas curadas de Covid-19 se utiliza como tratamiento para los contagiados y con una transfusión se les hace llegar anticuerpos que ayudan a luchar contra el virus. La empresa española Grifols podría tener este tratamiento listo para el verano. "Esta línea de investigación puede ser interesante", apunta García Rojas, quien considera que hay que ver el estudio con optimismo, ya que puede ayudar a enfocar las investigaciones para la creación de una vacuna eficaz contra el Covid-19.

Compartir el artículo

stats