Relación complicada

La vida solitaria de Shakira en Barcelona a través de los testigos que declararán en el juicio

La separación de la pareja se confirmó en junio de 2022 tras rumores de infidelidad por parte del exfutbolista

Shakira y Gerard Piqué se besan en el Camp Nou en 2015.

Shakira y Gerard Piqué se besan en el Camp Nou en 2015. / JORDI COTRINA

Alba Giraldo

La relación entre Shakira y Barcelona nunca llegó a cuajar. Una historia de amor que apuntaba maneras y terminó siendo una pesadilla. La cantante colombiana dejó su vida para mudarse a la capital catalana e iniciar una relación -y más tarde una familia- con el exfutbolista Gerard Piqué. Se conocieron en 2010, por el mundial de fútbol de Sudáfrica, pero no hicieron oficial su relación hasta marzo de 2011. En ese momento comenzó un bonito romance, que pasó por todas sus fases hasta acabar en la traición. La separación de la pareja se confirmó en junio de 2022 tras rumores de infidelidad por parte del exfutbolista. Claramente, a Shakira no le faltó tiempo para irse de Barcelona -ciudad que nunca había llegado a sentir hogar- y volver a su vida en Miami. La cantante vuelve ahora a la ciudad en la que tanto sufrió para afrontar su juicio con Hacienda y se enfrentará a sus fantasmas del pasado en la capital catalana (y hasta en Buenos Aires).

Y es que de Piqué no era la primera relación que pasó del amor al odio en la vida de la artista. La de Barranquilla conoció a Antonio De la Rúa, hijo del expresidente de Argentina Fernando de la Rúa, en una cena en Buenos Aires en el año 2000, en medio de la promoción de su disco '¿Dónde están los ladrones?'. En la canción 'Días de enero' relató su encuentro y amor a primera vista: "Te conocí un día de enero, con la luna en mi nariz. Y como vi que eras sincero, en tus ojos me perdí". Una relación que duró 11 años y que terminó con una despedida un tanto polémica, hasta el punto de llegar a los tribunales. 

Shakira y Antonio de la Rúa en una imagen de 2009.

Shakira y Antonio de la Rúa en una imagen de 2009. / EFE

Primeros problemas judiciales

"Antonito, el 'sincero', le reclamó millones de dólares y la llevó a tribunales. La demanda en Nueva York no prosperó. Ella luego contratacó reclamándole seis millones de dólares que su expareja se había quedado sin su aval. La disputa no la inhibió de despedirse del extinto mandatario, a quien consideraba un 'patriota' honesto: "Ahora descansa y vuela hacia un mejor lugar donde no hay traiciones" -publicó Shakira en Instagram cuando falleció su ex suegro Fernando De la Rúa-. La expareja perfecta también se peleó ante un juez por una imponente casa en el balneario uruguayo de Punta del Este", detalla Abel Gilbert, corresponsal de El Periódico de Cataluña, del grupo Prensa Ibérica, en Buenos Aires. 

Ahora está previsto que De la Rúa declare por el juicio de la artista contra Hacienda. Pero, ¿qué tiene que ver el empresario con esta historia? Las malas lenguas dicen que Shakira está bebiendo de su propia medicina. Hay quien afirma que la cantante y Piqué empezaron su idilio cuando la colombiana todavía tenía una relación sentimental con el argentino. En ese momento, tenían encuentros en la casa que le alquiló al nadador David Meca en Bellaterra. Según el deportista explicó hace tiempo en un programa de 8TV, '8maníacs', el personal de servicio del hogar sabía cuándo el jugador de fútbol visitaba la casa. "Sabían que Piqué había estado en casa cuando lavaban la ropa y veían sus calzoncillos", confirmó David Meca.

Nueva etapa en Barcelona

"Shakira y Piqué también vivieron durante un tiempo en el piso de Muntaner del exjugador del Barça, el piso de soltero que ahora todavía ocupa Piqué, donde volvió cuando se separaron", explica Lorena Vázquez, integrante de las Mamarazzis, el pódcast de El Periódico de Cataluña. "Cuando, meses atrás, Shakira participó de la 'BZRP Music Sessions 53', donde ajustaba cuentas musicales con Gerard Piqué, logró que De la Rúa hijo clavara un 'like' en el vídeo", concluye Gilbert. 

Shakira y Piqué confirman su relación en marzo de 2011.

Shakira y Piqué confirman su relación en marzo de 2011. / TWITTER

Una de las primeras fotografías que se consiguieron de Piqué y Shakira cuando ya eran pareja oficial tuvo lugar en el restaurante Salamanca de la Barceloneta. Está previsto que el propietario de ese local también declare en el juicio de la colombiana. La artista decidió mudarse y comenzar una nueva vida en la capital catalana, que no salió como esperaba. Aunque en un primer momento intentó tener relación con el resto de las 'wags', nombre con el que se conoce a las esposas y novias de los jugadores de fútbol, su amistad con Antonela Roccuzzo y Daniella Semaan, parejas de Messi y Cesc Fàbregas, respectivamente, no terminó de cuajar

Vida solitaria

Durante sus años en Barcelona, Shakira recibió clases de 'pole dance' de Chiqui Martí para prepararse para el videoclip de 'La Loba', solía tener sesiones de zumba y 'fitness' personales e iba a un gimnasio de la cadena DIR en la Diagonal de Barcelona. También tenía un entrenador personal de tenis en el Club Deportivo Bonasport. Se hacía la manicura en un pequeño local del barrio de Gràcia, Kira Nails, y una persona se desplazaba a su casa una vez por semana para hacerle tratamientos estéticos en la cara.

Según la lista de testigos que está previsto que declaren en el juicio, a la que ha tenido acceso este periódico, la cantante se hacía tratamientos en el centro de estética Antonia Casellas, acudía a las peluquerías Bori y Le Salon, visitaba a los ginecólogos de la clínica Teknon de Barcelona y frecuentaba el Bar la Nata, el restaurante Crep Nova, Chez Cocó, el local con estrella Michelin Koy Shunka y el lujoso Gran Hotel La Florida.

Shakira y Piqué al principio de su romance.

Shakira y Piqué al principio de su romance. / EPC

La periodista Laura Fa, del pódcast de las Mamarazzis, asegura que Shakira en Barcelona "paralizó su carrera musical y se centró mucho en la vida familiar". "Llevaba a los niños al cole, los iba a buscar a las extraescolares... Todo esto que hace ahora en Estados Unidos de ir de fiestas y de premios, en Barcelona no lo hacía", explica. "Hacía mucha vida sola, con su hermano Tonino y con sus padres, que finalmente acabaron pasando grandes temporadas en Barcelona", relata la periodista Lorena Vázquez.

Difícil reconciliación

"Ella no se relacionaba demasiado con los amigos de Gerard ni tenía un grupo de amigos en Barcelona. Yo creo que precisamente el hecho de no tener mucha vida de ocio acabó pasando factura a la pareja y dilapidando la relación", apunta la colaboradora de 'Espejo Público'. "Solamente tenía relación con la familia Kluivert", afirma Fa. De hecho, Rossana Kluivert, esposa de Patrick Kluivert, también es una de las personas citadas a declarar por su juicio a partir del próximo lunes. "Shakira decidió irse porque tenía una vida muy solitaria en Barcelona más allá de la familia y los hijos", añade la tertuliana de Antena 3. 

La historia de amor entre Shakira y Barcelona ya no tiene reconciliación. Durante su reciente paso por España por la gala de los Latin Grammy en Sevilla, la cantante ofreció una entrevista para la revista '¡Hola!' en la que afirmó que "nunca" había visto a sus hijos "tan felices". Y detrás de esta alegría está el cambio de vida de Barcelona a Miami. "Van a su extraescolares sin que nadie les persiga, no como en Barcelona, donde teníamos todos los días paparazzis en la puerta", declaró. "No es verdad", reclama Lorena Vázquez. "Los reporteros y paparazzis están realmente dolidos y sorprendidos con lo que ella está diciendo de su relación con ellos, porque tenían la sensación de que se tenían respeto mútuo", asegura la periodista.

Shakira saluda a sus fans en su casa de Esplugues de Llobregat.

Shakira saluda a sus fans en su casa de Esplugues de Llobregat. / ZOWY VOETEN

Shakira se fue de Barcelona llena de rencor. Hacia Piqué y Hacienda. Su relación con la ciudad nunca acabó de funcionar. Eso sí, este jueves, cuando recogió su Latin Grammy en Sevilla, tuvo unas palabras para sus seguidores: "Quiero compartir este Grammy con mi público español, que han estado acompañándome en las buenas y en las malas, en los momentos duros y difíciles que he pasado en esta tierra que tanto he querido". Esta semana se reencontará con su pasado en los juzgados de Barcelona.