Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Consejo de Política Fiscal y Financiera | Madrid abre la mano al gasto

Canarias recibirá 600 millones extra y un récord de financiación en 2022

Montero da un respiro a las tensiones presupuestarias isleñas al condonar 440 millones por la liquidación negativa de las entregas a cuenta de 2020

El equipo de la Consejería de Hacienda sigue telemáticamente la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera de ayer. | | LP/DLP

El equipo de la Consejería de Hacienda sigue telemáticamente la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera de ayer. | | LP/DLP

Las tensiones presupuestarias de Canarias para soportar el gasto de los servicios públicos en un contexto de fuerte caída de la recaudación quedaron ayer parcialmente superadas tras los «importantes acuerdos» adoptados en el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), en el que el Ministerio de Hacienda y las Comunidades Autónomas del régimen general (todas excepto País Vasco y Navarra) cerraron algunas de las grandes cifras que determinan las cuentas regionales del próximo año, y otras que incluso tienen incidencia en las del actual ejercicio de 2021. El Gobierno central parece haber asumido que el estado financiero del conjunto de los territorios se encuentra aún bajo el estrés de los efectos de la crisis sanitaria y que necesitan de recursos extra para poder sostener su gasto y en especial el coste de los servicios esenciales –educación, sanidad y servicios sociales–.

En consecuencia, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, presentó ayer a los consejeros autonómicos en el seno de CPFF una cifra récord de transferencias del sistema de financiación autonómica correspondientes a 2022 a través de las entregas a cuenta, que ascenderá a 112.213 millones, un 6,3 % más que en 2021, así como otra serie de decisiones que suponen un gran alivio para las Comunidades Autónomas como la condonación de la deuda contraída por éstas por la liquidación negativa de los adelantos de financiación correspondiente al 2020. Canarias se ahorrará así los en torno a 440 millones de euros que percibió de más ese año respecto a lo que le hubiera correspondido en función de la recaudación real del Estado en la comunidad autónoma.

«Ha sido un CPFF fundamental, determinante y clave para responder a las necesidades del Presupuesto vigente y determina en forma absoluta el de 2022. Se han conseguido los objetivos que perseguíamos en los últimos meses en relación a las grandes variables de las decisiones que se han adoptado», afirmó ayer el vicepresidente de Canarias y consejero de Hacienda, Román Rodríguez tras la reunión, que calificó de «intensa e importante». «Las conversaciones con el Ministerio han ayudado que las decisiones se coloquen al lado de los intereses de Canarias», aseguró.

Rodríguez destaca, en primer lugar, la decisión adoptada que tiene repercusión directa sobre los Presupuestos canarios de este año como es el reparto del llamado ‘fondo covid’, dotado con 13.486 millones, que el Estado transfiere a las autonomías para compensar el incremento de gastos derivados de la pandemia. De esa cifra total, Canarias percibirá en torno a 600 millones, aunque ya contaba en sus propias previsiones presupuestaria de este año con una parte de este fondo. En todo caso, Rodríguez destacó el hecho de que el reparto entre las distintas comunidades se haya realizado bajo el criterio de población ajustada en lugar de tener en cuenta el PIB regional. La fórmula acordada, defendida por la mayoría del CPFF, ha supuesto para Canarias unos 150 millones más de lo que le hubiera correspondido por la que tenía en cuenta la riqueza regional.

«Hemos defendido esta fórmula porque entendemos que la razón de este fondo era proteger los servicios públicos esenciales», afirmó Rodríguez, quien desveló que «se ha tratado de imponer otras tesis defendida por las regiones más ricas para que fuera en función del PIB regional y de la riqueza de cada comunidad». Al final, por amplia mayoría, se ha optado por repartir el dinero por la población residente en cada comunidad, aunque incluyendo modulaciones en función de otras variables como la estructura de edad, la dispersión, o la superficie territorial. El 70 % de estos recursos se entregarán en septiembre y el 30 % restante, en octubre.

Condonación

Respecto a las decisiones y acuerdos que afectarán a las nuevas cuentas regionales, las de 2022, que el Ejecutivo canario ya ha empezado a elaborar, Rodríguez destacó como «una gran noticia para Canarias» el hecho de que la ministra Montero hubiera aceptado la petición unánime de las autonomías de condonar las devoluciones que éstas debían realizar al Estado por las entregas a cuenta correspondientes al año 2020. El total de esa deuda ascendía a 3.900 millones, en torno 440 por parte de Canarias. Aunque sobre la mesa estaba la posibilidad de que Hacienda estableciera un aplazamiento del pago y que éste fuera fraccionado a lo largo de varios años, como ocurrió en la anterior crisis económica, la ministra Montero ha asumido el mejor de los escenarios para las autonomías.

La otra información destacada facilitada por el Ministerio que atañe a los Presupuestos de 2022 es que las cuentas estatales contemplarán un traspaso de recursos a las Comunidades Autónomas al margen del ciclo económico, es decir, que los 112.213 millones previstos de financiación autonómica superarán con toda probabilidad la que teóricamente correspondería por recaudación de impuestos estatales en los respectivos territorios.

Esto implicará dentro de dos años, el plazo en que se hacen las liquidaciones definitivas, una nueva deuda que Estado y Comunidades Autónomas deben negociar cómo devolver si es que no hay, como en el caso de 2020, una nueva condonación.

El virus marca la ruta

Román Rodríguez consideró que con las decisiones adoptadas ayer en el CPFF quedan despejadas las «incertidumbres que dependían de la política» que condicionaban el escenario presupuestario de Canarias para el año próximo, pero que «ahora nos quedan las que dependen del virus y de nuestro comportamiento, y de la evolución de la economía». Tras señalar que el final del año en curso «debe ser de razonable recuperación» en Canarias y que 2022 será de «razonable remontada», pronosticó en todo caso que volver a una situación de crecimiento como la de 2019 no se producirá hasta finales de 2022 o principios de 2023. «Hoy [por ayer] hemos dado un salto importante en variables básicas para la conformación del nuevo Presupuesto que estamos elaborando. El jueves llevaré al Consejo de Gobierno el límite de gasto no financiero»,avanzó.| J.A.

Compartir el artículo

stats