Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Teatro

Aliaga: «Todos tenemos secretos inconfesables o deseos reprimidos»

El actor madrileño participa en la obra teatral ‘Comedia sexual de una noche de verano’

El actor madrileño Alberto Aliaga La Provincia

El madrileño Alberto Aliaga forma parte del elenco de la versión teatral del título Comedia sexual de una noche de verano que será estrenada en el teatro Pérez Galdós, con dirección de Juan José Afonso, los días 14 y 15 de enero.

Residente desde hace unos años en Gran Canaria, el actor que interpretó en 2020 al personaje de Dios en el montaje Miau, una farsa celestial, una obra galdosiana en clave musical que adaptó Juan Carlos Guerra y Fran Villalba, se ha embarcado en esta nueva producción que impulsa la empresa canaria Acelera Producciones y la distribuidora nacional Seda, encarnando al excéntrico Andrew, el personaje que interpretó, nada más y nada menos que el propio Woody Allen, en el filme del mismo título que rodara en 1982 junto a Mia Farrow.

Aliaga, que también figura en el elenco de la producción musical Cuento de Navidad que, producida por Acelera dirige Mingo Ruano y arrasa estos días en las taquillas de los escenarios españoles donde se presenta, define el montaje cuya versión es obra de la dramaturga cordobesa Triana Lorite, como «una comedia de enredo muy divertida, cuyo trasfondo se centra en las relaciones ya sean de amistad, sexuales o de pareja».

Estados y situaciones

Señala que su personaje, Andrew, «pasa por muchos estados y situaciones a lo largo de la obra», lo que le ha exigido mucho trabajo de interiorización y versatilidad interpretativa. «Andrew es un personaje algo excéntrico al que le gusta inventar y crear aparatos de todo tipo. Esta ocupación le lleva a desatender un poco su relación matrimonial, lo que genera algún que otro problema… Además de todo esto también es un hipocondriaco severo».

Menudo cuadro para un anfitrión que se decide a recibir en su casa de verano durante un fin de semana la visita de varios amigos, en el transcurso del cual se vivirán amores contrariados, angustias existenciales, crisis matrimoniales y cambio de parejas.

Para Aliaga el interés del público en esta pieza de Allen podría residir en el discurso que plantea. «Quizá todos tenemos algún que otro secreto inconfesable o deseo reprimido. Las relaciones personales son un terreno en el que todos nos movemos, ya que pertenecemos a una sociedad, por lo que todos podemos tener esos mismos conflictos o parecidos a los de los personajes que pueblan esta pieza», añade el actor.

El intérprete explica que el director de la obra, Juan José Afonso, «centró inicialmente el trabajo en el conocimiento de los rasgos y características de los personajes para en una segunda etapa, con toda la información del trabajo previo, comenzar a dar vida a los mismos integrándolos dentro de la historia».

Alberto Aliaga se ha prodigado en los elencos de varios de los más importantes musicales producidos en España como El Médico, basado en la famosa novela de Noah Gordon, Cats, con dirección musical de Santiago Pérez, La Bella y la Bestia o Los Miserables. «Es el registro en el que quizás más he trabajado, pero lo cierto es que encima de un escenario siempre me siento cómodo, sea lo que sea lo que esté desarrollando, musical, teatro, cantando, presentando», avanza el también tenor que comenzó su carrera participando en diversas producciones de ópera y zarzuela, hasta que en el año 2006 empieza su relación artística con Iguana Events.

Precisamente su capacidad vocal le ha abierto muchas puertas a Aliaga. «Desde muy pequeño siempre tuve esta inquietud artística. Fue después de hacer la mili, casualmente en la Base Aérea de Gando, en Gran Canaria, cuando comencé mi formación vocal de la mano de Aurelia Faubel, maestra a la que le debo todos mis conocimientos. En ese momento residía en Valencia, y un día vi en la prensa el anuncio de un casting en Madrid para el musical La Maja de Goya. Envié mi solicitud y me seleccionaron para formar parte del elenco, y hasta el día de hoy que he tenido la fortuna de participar en varios de los grandes musicales españoles», comenta.

Por ello explica que el trance de las pruebas «es un mundo. Algunos castings los llevo muy bien; son aquellos en los que llevas el material bien preparado y en los que el equipo presente te trasmite tranquilidad. Entonces todo fluye… En cambio, hay otros en los que no se pasa tan bien: nervios, alguna duda con el material o el equipo no te deja plantear tu propuesta… En fin, cada casting no deja de ser un examen y algunos se llevan bien, y otros no tanto», confiesa.

Alberto Aliaga puntualiza que en su profesión «los actores siempre estamos comenzando, a no ser que estés consagrado y te presenten directamente las ofertas de las producciones porque, generalmente, aunque cuentes en tu trayectoria con un gran número de montajes realizados, siempre has de pasar por el proceso de un casting».

El actor y cantante advierte que el boom de los musicales sigue cautivando al público debido a su concepto: «engloba las tres grandes disciplinas, el canto, la interpretación y la danza. En mi opinión es el formato más completo y en el que se puede crear toda la magia para que el espectador disfrute en su butaca, y eso atrapa».

Ahora reside en Gran Canaria y está encantado. «Mi relación con las islas, y en concreto con Gran Canaria, viene de hace muchos años atrás. Aquí realicé el servicio militar y, posteriormente, regresé muchas veces por trabajo, por lo que conocía muy bien cómo se vive aquí. Después del confinamiento, y tal y como se presentaba el panorama laboral de nuestro sector, decidí dar un cambio vital en busca de calidad de vida, y tras barajar varias opciones, tomé de la decisión de trasladarme. Y a día de hoy estoy convencido que fue la mejor decisión», concluye el actor.

Compartir el artículo

stats