Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Liga Femenina Endesa

El SPAR Gran Canaria cae en la prórroga en la pista del Campus Promete (64-61)

Las amarillas vencían por ocho a falta de un minuto para acabar el tiempo reglamentario

Nesbitt, del SPAR Gran Canaria, intenta cortar la entrada de una rival, ayer. | | LP/DLP

El SPAR Gran Canaria desaprovechó una buena oportunidad de conseguir su cuarta victoria del curso en la Liga Femenina Endesa. El equipo dirigido por José Carlos Ramos dominó el encuentro en la pista del Campus Promete, pero a falta de poco más de un minuto para el final se desconectó, desaprovechando una renta de ocho puntos. El cuadro local llevó el duelo a la prórroga y dejó sin el premio del triunfo a las amarillas en Logroño (64-61).

El buen inicio de las isleñas les permitió tomar el mando del partido (2-7 y 6-12). Entonces Sika Koné comenzó a imponer su dominio bajo los tableros, mientras que Blanca Millán contribuía en el plano ofensivo para que las grancanarias pusieran la diferencia en la decena de puntos (6-16) al concluir el acto inaugural.

Maya Caldwell anotó la primera canasta del segundo cuarto, mientras que el cuadro de César Aneas se repuso para derribar la muralla defensiva del SPAR Gran Canaria (10-18). Tras el tiempo muerto de José Carlos Ramos, el triple de Irene Lahuerta puso a las riojanas a cinco puntos (13-18). No quedó ahí la cosa. Un parcial de 7-0 del Campus Promete le puso a un punto de las amarilla (20-21). Caldwell, acabó con la sequía visitante y posibilitó que el SPAR dominara al descanso (20-24).

En la reanudación, el cuadro local puso las tablas gracias a Aina Ayuso (26-26). La igualdad fue la tónica hasta que el empuje de las riojanas les posibilitó voltear el marcador con una canasta de Nogic (30-28).

La base bahameña Valerie Nesbitt mantuvo conectado al SPAR Gran Canaria y Sika Koné volvió a relanzar a las suyas (35-36). Acto seguido, Maya Caldwell y Blanca Millán asumieron el protagonismo para volver a dominar (37-44).

El Campus Promete salió enchufado al último cuarto (42-44). Tiempo muerto de las visitantes y reacción. A falta de poco más de un minuto, un triple de Blanca Millán pareció dejar el partido encarrilado. Sin embargo, el equipo de José Carlos Ramos desapareció y su rival, tras un 8-0, forzó la prórroga (57-57).

En el tiempo extra, con 62-61, el SPAR Gran Canaria acusó la precipitación y las locales, con los tiros libres de Aina Ayuso, evitaron la victoria a domicilio de un cuadro amarillo que la rozó (64-61).

Compartir el artículo

stats