Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Balonmano

La hora de las líderes del Rocasa

Silvia Navarro y Sayna Mbengue, puntales del plantel del Rocasa Gran Canaria, asumen la importancia de la Copa de la Reina para el club, anfitrión del torneo que arranca el viernes

Sayna Mbengue arma el brazo para ejecutar un lanzamiento, presionada por una rival, en el choque que el Rocasa disputó en casa ante el Bera Bera. | | LP/DLP

La Copa de la Reina como salvavidas. El Rocasa tiene ante sí el reto de pelear por alzar el trofeo copero para saldar la presente campaña con una alegría, tras esfumarse las opciones de pelear por la Liga Guerreras Iberdrola y quedar fuera de la competición europea. La responsabilidad es aún mayor para la escuadra isleña al ejercer como anfitrión del torneo del K.O., que arranca el viernes en Pabellón Insular Rita Hernández de Telde. Las locales debutan, a partir de las 20.00 horas, ante el Aula Alimentos Valladolid en la ronda de cuartos de final.

Dos de los puntales del vestuario de la escuadra grancanaria, la portera Silvia Navarro y la lateral Sayna Mbengue, asumen la trascendencia de la cita para el club, como organizador. Y aceptan esa responsabilidad, confiando en las prestaciones del plantel teldense.

La guardameta internacional señala que «todas conocemos la gran importancia de esta Copa de la Reina, sobre todo teniendo ya perdida la Liga». «Debemos agarrarnos a este último título que nos queda por jugar, más si cabe siendo el organizador», añade.

Silvia Navarro ve al Rocasa preparado para luchar por este reto: «Independientemente de los últimos resultados que hemos obtenido en el campeonato liguero, debemos dejarnos el alma para intentar hacer un buen papel. Es un torneo corto en el que el que esté más fino y más preparado se lo va a llevar».

La guardameta valenciana señala que para el Rocasa el poder contar con su afición en la grada supone un extra, «porque nos dará un gran empujón para que las jugadoras podamos realizar ese último esfuerzo».

«Es una gran noticia que podamos contar con público en esta Copa de la Reina; la gente se merece ver este evento deportivo en directo, porque es súper bonito», sentencia Silvia Navarro.

Su experiencia le lleva a no hablar de favoritismos: «Nunca me ha gustado hacerlo antes de un torneo de este tipo, porque al ser tan corto te lo juegas todo primero a un partido en cuartos. Si tuviera que mojarme, diría el Bera Bera, que llega muy bien preparado. Pero todos los equipos tienen sus opciones de ganar. En mi caso, prefiero no partir como favorito y que transcurra el torneo de la mejor manera posible».

Implicadísima como Silvia también está Sayna Mbengue. La internacional grancanaria lo tiene claro: «A la afición le debemos un buen espectáculo en esta Copa de la Reina».

La lateral, forjada en la productiva cantera del CB Remudas, resalta la trascedencia de organizar una competición de este nivel para las jugadoras de casa: «Es muy especial. En mi caso particular va a ser la primera Copa en Telde y considero que todas estamos muy motivadas y con ganas de llevarnos al menos un título esta temporada ganándola».

También se muestra feliz por poder contar con la afición en el pabellón. «Le debemos este trofeo a nuestra afición. Estamos todas muy contentas de que pueda asistir público, porque sé que nos va a ayudar muchísimo», apunta.

Sayna Mbengue valoraba así las posibilidades del Rocasa para levantar el trofeo en casa: «Las opciones para ganar o al menos para llegar a la final son muchas; creo que tenemos un gran equipo. El favorito siempre va a ser mi equipo, aunque también tengo claro que en este tipo de competiciones no hay favoritos porque cualquiera te puede ganar, independientemente de la posición en la tabla del rival. Hay que estar perfectas, pues en cualquier momento un partido se te puede escapar. Pienso que no hay favoritos. Nosotras llegamos a esta Copa con muchísimas ganas».

Compartir el artículo

stats