Nuestro calendario, suele estar marcado con infinidad de fechas. La revisión del coche, el dentista de los niños, la declaración de la renta y muchas otras citas que suelen suponer un quebradero de cabeza más, que añadir al, ya estresante de por sí, suceder de los días, las semanas y los meses. Sin embargo, hay un momento que siempre destacamos en rojo y que tiene su propio contador activado. Es una especie de cuenta atrás, como el de las bombas de las películas, que mide cada segundo que falta para que llegue el día señalado: el inicio de las vacaciones.

Las olas de Corallium by Lopesan Hotels

 Hoteles en primera línea de playa

En Playa del Inglés y San Agustín

Recomendado para ‘Solo adultos’

Estilo de vida saludable

Relax y máximo confort

Soñamos con ese instante y queremos que todo sea perfecto. Liberar tensiones y conseguir alcanzar un estado mental de desconexión pleno, en el que nos preguntamos cuestiones de especial relevancia, como si será cierto que las vitaminas del zumo se pierden al poco tiempo de exprimir la fruta. Esos instantes son genuinos y especiales, por lo que tratamos de aprovecharlos al máximo para generar una colección de recuerdos que nos acompañe durante el resto del año y sirvan de refugio recurrente, en el que buscar cobijo cuando la rutina y las responsabilidades se apoderan de nosotros.

Necesitamos unas vacaciones “relajaditas”, que alcanzan otro nivel cuando se disfrutan frente al mar y el hotel, en el que nos alojamos, está en primera línea de playa. La propuesta de la marca Corallium by Lopesan Hotels reúne las condiciones necesarias para transformar nuestro tiempo de relax en un auténtico retiro veraniego en el sur de Gran Canaria. El Corallium Dunamar by Lopesan Hotels, en Playa del Inglés, y el Corallium Beach by Lopesan Hotels, en San Agustín, ocupan unas localizaciones privilegiadas que consiguen generar un efecto cautivador, permitiendo que cada viajero tenga la sensación de que la arena forma parte de su calzado y una agradable brisa marina le acompaña a cada paso.

Necesitamos unas buenas vacaciones que alcanzan otro nivel cuando son frente al mar

Los establecimien-tos de Corallium by Lopesan Hotels son recomendados para adultos

Realizar tranquilos paseos con las primeras luces del día, sentir el cálido abrazo del sol tras salir de un revitalizante baño en la piscina, cerrar los ojos y saborear un saludable almuerzo o hacer yoga en la playa mientras cae el atardecer, son solo algunos de los sencillos lujos que te ofrece Corallium by Lopesan Hotels. Sus establecimientos son recomendados para adultos, por lo que podrás sumergirte en la historia de tu libro favorito sin más molestias que las provocadas por tu propia imagiación, al querer convertirse en el protagonista de la historia.  

El océano Atlántico luce sus colores más brillantes en las modernas habitaciones de los hoteles de la marca Corallium by Lopesan. Los detalles marcan la diferencia y cada espacio tiene una nueva sorpresa reservada a los viajeros que aman la naturaleza y valoran la posibilidad de mantener un estilo de vida saludable, también durante sus vacaciones. 

En Playa del Inglés y San Agustín, el relax, el máximo confort y la calidad se fusionan al ritmo que marcan las olas de Gran Canaria. ¿A qué esperas para darte un chapuzón? Feeling good, frente a la playa, en Corallium by Lopesan Hotels, una marca de Lopesan Hotel Group.

Corallium Dunamar by Lopesan Hotels (4*) - Playa del Inglés (Gran Canaria)

Las mejores vistas de la Playa del Inglés y las hipnóticas Dunas de Maspalomas son un regalo del que se puede disfrutar desde cualquiera de sus habitaciones. Ubicado en pleno corazón del núcleo turístico por excelencia de Gran Canaria, los huéspedes tienen a su plena disposición una amplia selección de zonas comerciales y de ocio. 

Corallium Dunamar by Lopesan Hotels (3*) - San Agustín  (Gran Canaria) 

Los viajeros cuentan con la posibilidad de acceder directamente a la arena, de la tranquila Playa de San Agustín, desde el propio hotel. Un privilegio al alcance de muy pocos y que se complementa con las numerosas alternativas gastronómicas y de ocio que brinda uno de los enclaves turísticos más icónicos del sur de Gran Canaria.