Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Puerto del Rosario

El Gobierno pide al alcalde que aparte a José Juan Herrera de sus áreas de gestión

El Instituto Canario de Igualdad insta a Juan Jiménez a proteger a la trabajadora que denunció el acoso sexual - Kika Fumero solicita la adopción de esta medida cautelar

El alcalde Juan Jiménez pasando delante de una imagen de José Juan Herrera en el pleno del pasado lunes. FUSELLI

La directora del Instituto Canario de Igualdad (ICI), Kika Fumero, ha demandado al alcalde de Puerto del Rosario, Juan Jiménez, que acuerde como medida cautelar la suspensión de las responsabilidades de gobierno que tiene asumidas José Juan Herrera, el edil denunciado por una asesora municipal por un presunto delito de acoso sexual, mientras se sustancia el procedimiento judicial. Así se lo expresó Fumero en una carta dirigida al regidor portuense. Sin embargo, éste aseguró ayer a Efe que no tiene constancia de la mencionada carta.

"El Ayuntamiento no solo debe proteger a la víctima de violencia de género poniendo en marcha los mecanismos legales y las actuaciones procedentes para poner fin a la situación vulneratoria, sino que, además, debe prevenir que hechos como los denunciados se produzcan". Con esta contundencia se manifestó la directora del ICI en la citada misiva, en la que insta al alcalde socialista a proteger a una trabajadora del Ayuntamiento que acusa a un concejal de un supuesto acaso sexual.

La directora general Kika Fumero manifiesta "la más profunda preocupación generada por los hechos acontecidos en esa corporación en relación con la presunta comisión de un delito de acoso sexual por parte de un miembro del equipo de gobierno, del que ha sido víctima una mujer que, hasta hace pocos días, en que se produjo su cese, ha estado vinculada con el Ayuntamiento por un contrato de personal eventual y de los que se han hecho eco ampliamente los medios de comunicación isleños". Además, añadió que "es, por tanto, indispensable que el Ayuntamiento adopte medidas dirigidas a proteger a la mujer trabajadora, víctima de violencia de género, incluso, con carácter cautelar, poniendo en marcha protocolos específicos, si la institución dispone de los mismos, o las medidas procedentes para evitar que se sigan produciendo los actos a los que se hace referencia en los medios de comunicación como institución pública y como parte empleadora".

La asesora municipal, que fue cesada el pasado día 16 de julo, interpuso un día más tarde una querella contra el concejal José Juan Herrera por un presunto delito de acoso sexual. La denuncia se hizo extensible también al alcalde capitalino Juan Jiménez como cooperador necesario.

Compartir el artículo

stats