Santa María de Guía

La Universidad Fernando Pessoa abre el primer museo Pepe Dámaso con obras al poeta

El Paraninfo de la institución educativa de Guía se convierte en un centro de arte en el que se homenajea al creador grancanario nacido en la comarca

Inauguración del Museo Universidad Fernando Pessoa

Juan Castro

Javier Bolaños

Javier Bolaños

La Universidad Fernando Pessoa Canarias rinde homenaje a dos figuras de la cultural internacional. El Paraninfo del centro privado con sede en Guía inauguró en la tarde de este viernes el primer Museo Pepe Dámaso, que reúne las obras inspiradas en el dramaturgo que da nombre a la institución, y pintadas en Lisboa (Portugal) a mediados de los años 90 tras visitar su museo.

Un enorme cuadro dedicado a D’Apres Negreiros (otro gran artista portugués) recibe al visitante en la entrada al Paraninfo de la Pessoa. Se trata de una obra de Dámaso del año 1995, de grandes dimensiones (206x247 centímetros). A partir de ahí, la sede más noble de la Pessoa reúne un buen número de piezas realizadas por el artista grancanario con Pessoa como telón de fondo y de temática portuguesa.

«Estoy encantado; es el primer museo de Canarias que me han dedicado; en una universidad y en el Norte de Gran Canaria». Pepe Dámaso irradia una plena felicidad al entrar al centro y encontrarse con el presidente de la institución, Antonio Rodríguez Rodríguez.

«Estoy encantado; es el primer museo de Canarias que me han dedicado; en una universidad y en el Norte de Gran Canaria».

En las salas de exposición se pueden ver múltiples obras y algunas series, como las que reproducen el rostro del portugués universal en unas formas tan propias de Pepe, y hasta del típico tranvía que forma parte del paisaje lisboeta en movimiento.

El acto de inauguración tuvo como preámbulo un mano a mano entre el artista grancanario y el novelista madrileño, Luis Antonio de Villena, grandes amigos desde hace muchos años, y que también es uno de los grandes estudiosos de la vida de Fernando Pessoa. «Mi amigo, y uno de los grandes poetas españoles y conocedor de Pessoa», dijo de él el artista.

El oficinista oscuro que se transformó en el gran creador luso

Villena describió al autor luso como un hombre aparentemente gris en su vida cotidiana como oficinista, pero que «se convirtió en el gran creador de Portugal», gracias a su rico mundo interior.

Pepe Dámaso, con su habitual desparpajo, agradeció en distintos momentos la presencia de amigos que acudieron a la inauguración, en lo que considera que es «quizás, el acto más importante de mi vida», que es decir mucho para una persona con una carrera personal y profesional tan intensa.

Expo de Lisboa

Dámaso recordó que su interés por Pessoa le vino en una visita a su museo lisboeta, que le llevó a hacer estas obras que luego expuso en su centro. De ahí, y coincidiendo con la Expo celebrada en 1998, esos trabajos se presentaron en el pabellón de España.

«Pepe ha interpretado a Pessoa», dibujó el ensayista madrileño sobre los cuadros que ahora forman parte de la colección de la Universidad.

«La obra ya no es mía, es del mundo. Va a estar aquí para los estudiantes, y para quienes quieran ver mi obra», respondió Dámaso,

El presidente de Fernando Pessoa Canarias, Antonio Rodríguez Rodríguez, admitió al coger el micrófono que se sentía «acomplejado» ante tanta cultura y sapiencia que conformaban el dúo Dámaso-Villena. Y destacó que el Museo «rinde homenaje a un genio de la creatividad y al poeta que da nombre a la Universidad».

Al acto asistieron el rector de la propia universidad, Antonio Rodríguez Pérez, y miembros de la institución; el rector de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, Lluis Serra Majem; el consejero de Educación del Gobierno de Canarias, Poli Suárez; y el presidente de la Confederación Canaria de Empresarios, Pedro Ortega; entre otros representantes de la vida social, cultural y universitaria de la Isla.