Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las lujosas vacaciones de un príncipe saudí y sus dos perros

El miembro de la Casa Real de Arabia Saudí y su comitiva se alojaron en sus recientes vacaciones en cinco villas de la localidad turística de Costa Teguise

Vista de la playa de Las Cucharas, en Costa Teguise, localidad en la que el príncipe saudí pasó sus vacaciones.

Vista de la playa de Las Cucharas, en Costa Teguise, localidad en la que el príncipe saudí pasó sus vacaciones. LP/DLP

Lanzarote es una isla que ha seducido y continúa encantando a la realeza, también en tiempos de pandemia, como los actuales. Por la isla de los volcanes han pasado la Familia Real española al completo, la jordana y la griega en distintos momentos del pasado y presente siglo. La residencia La Mareta, el hotel Meliá Salinas y hasta casas rurales han sido algunos de los alojamientos en los que se han hospedado en Lanzarote.

De forma reciente lo ha hecho un príncipe saudí, que ha disfrutado de sus lujosas vacaciones junto a sus dos perros en un complejo de villas de la localidad turística de Costa Teguise.

El distinguido huésped de Oriente Medio no ha escatimado en gastos ni para él ni para sus distinguidas mascotas y ha tenido todo el establecimiento y su personal en activo a su disposición para lo que pudiera necesitar.

Tanto él como las cinco personas de su séquito y sus canes se convirtieron en los únicos clientes de las villas y de las instalaciones anexas en los alrededor de once días que pasó en la isla de los volcanes.

Los perros, como si se trataran de dos personas más, ocuparon sus propias villas y contaron con un servicio exclusivo, al igual que su dueño y sus acompañantes. Toda la comitiva se alojó en cinco de las estancias del recinto.

Tan encantado quedó el príncipe saudí con el trato recibido, que ya anunciado que piensa volver. Tal vez en esa ocasión se decida a visitar los principales atractivos de interés turísticos de Lanzarote, como los Centros de Arte, Cultura y Turismo.

El miembro de la realeza saudí apenas salió del inmueble que alquiló durante sus vacaciones, ya que tan solo en un ocasión lo abandonó para ir a jugar al golf en el campo de Costa Teguise, el más antiguo de la isla y el segundo que se inauguró en Canarias, ya que se abrió en 1978. Llegó a Lanzarote en avión privado y alquiló un yate para continuar su ruta por otras islas del archipiélago canario.

Una amistad real y duradera

De sobra es conocida la estrecha relación de amistad entre el rey emérito de España, Juan Carlos I, y la Casa Real de Arabia Saudí, unos lazos que se han ido manteniendo con los distintos monarcas del país de la Península Arábiga como Salman bin Abdulaziz, Fhad o Abdalá. Fruto de esa cercanía con la monarquía saudí se lograron firmar con empresas españolas los contratos para la construcción del Ave a la Meca o las cinco corbetas encargadas a Navantia en el astillero de San Fernando (Cádiz) para la Marina Real de Arabia Saudí. Precisamente, la tercera de esas embarcaciones, bautizada como 'Hail', fue botada en marzo pasado en el citado astillero gaditano. Su entrega al reino saudí está prevista en diciembre de 2022.

Compartir el artículo

stats