Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La 'COSL Prospector' viaja de Noruega a Nueva Zelanda pasando por La Luz

La plataforma, propiedad de una petrolera china, se abastece de combustible y cambia de tripulación antes de continuar su travesía

La plataforma 'COSL Prospector', esta semana, a su llegada al Puerto de La Luz.

La plataforma 'COSL Prospector', esta semana, a su llegada al Puerto de La Luz. Andrés Cruz

El Puerto de La Luz ha recibido esta semana la visita de una nueva plataforma petrolífera, la semisumergible COSL Prospector. La unidad, que llegó al dique Reina Sofía en la sobremesa del jueves y partió de nuevo ayer por la tarde, se convirtió durante unos días en la duodécima unidad simultánea en Gran Canaria de la industria petrolífera offshore, aunque a diferencia de otros buques y plataformas que optan por la isla para labores de mantenimiento o reparación en sus periodos entre contratos, este ingenio visitó el recinto capitalino en una rápida escala de avituallamiento de combustible y renovación de la tripulación consignado por Viking Star-Kuehne & Nagel.

La razón para esa brevedad de la COSL Prospector en el Puerto de La Luz radica en el largo viaje que está realizando entre dos extremos del planeta. La plataforma, una de las seis unidades que conforman la flota de COSL, filial escandinava de la petrolera pública china CNOOC, partió del puerto noruego de Bergen para un recorrido de más de 25.000 kilómetros con destino a Nueva Zelanda, donde tiene previsto incorporarse a los trabajos que la malaya Tamarind va a realizar en el campo petrolífero de Tui, al oeste de la isla Norte del Estado oceánico.

Por el camino aún tiene por delante un viaje de casi tres meses sin necesidad de remolcadores -la COSL Prospector es una unidad autopropulsada- en el que paradas como la del Puerto de La Luz resultan imprescindibles. No solo para recibir combustible y avituallamientos con los que continuar la ruta, sino también para incorporar a parte de la tripulación neozelandesa que llevará a cabo los trabajos, para que de este modo pueda habituarse a su funcionamien-to. Tras concluir su escala en Gran Canaria y partir ayer a primera hora de la tarde con rumbo sur, el ingenio tiene previsto hacer una próxima parada en la localidad sudafricana de Port Elizabeth, ya en aguas del océano Índico.

Tamarind Resources calcula que la plataforma COSL Prospector podrá llegar al lugar designado para realizar los trabajos a finales de mayo o comienzos de junio, en función de las condiciones meteorológicas y marítimas que se encuentre por el camino. Una vez en Nueva Zelanda, la plataforma deberá perforar al menos en tres pozos distintos -con la posibilidad de que acabe ejecutando también un cuarto- durante unos 110 días.

Compartir el artículo

stats