Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Puerto | La Feria Internacional del Mar

Al menos dos cachalotes han muerto este año por colisiones con barcos

Una media de 2,5 accidentes se produce cada año en el corredor marítimo entre las islas | Desde el año 2000 han varado en Canarias 1.146 cetáceos

9

Tercer día de FIMAR 2022 Andrés Cruz

Al menos dos cachalotes han muerto este año debido al tráfico marítimo en Canarias, que continúa siendo un problema para la conservación de estos cetáceos. Entre dos y tres cachalotes mueren cada año debido al tráfico entre islas de los fast ferries, según informó, a preguntas de los asistentes, Manuel Arbelo, veterinario, profesor de la ULPGC e investigador del Instituto Universitario de Sanidad Animal, durante su intervención en las actividades divulgación científica de la Feria Internacional del Mar (Fimar).

Arbelo afirmó que por «el tipo de accidentes, se sabe que están vinculados a esta clase de embarcaciones, que son muy rápidas y pesadas, con una incidencia bastante significativa. Es un problema que se ha puesto sobre la mesa, que las navieras conocen y que hay que resolver, aunque evidentemente el tráfico marítimo es un sector estratégico para el desarrollo del Archipiélago». Añadió que aunque es cierto que el «problema no está resuelto, estamos en continuo trabajo con el Gobierno canario y con las navieras, al menos con algunas de ellas, para buscar soluciones y poner límites a estos accidentes. Cada pérdida de un animal por causas humanas es lamentable». Por ello, planteó la necesidad de mejorar la información sobre las zonas en las que es necesario evitar el paso o bajar la velocidad.

Gran Canaria ha registrado este siglo dos varamientos masivos de 30 delfines

decoration

El científico ofreció una conferencia sobre el varamiento de cetáceos en Canarias y aclaró lo que debe hacer la población cuando avista a algunos de estos animales flotando o ya en la costa. «Mucha gente quiere ayudar y lo agarra, lo toca y hace cosas que no debería hacer porque entrañan un riesgo para el animal o para su propia salud. Lo que hay que hacer es llamar al 112 y seguir las instrucciones». En Canarias se han producido desde el año 2000 un total de 1.146 varamientos de cetáceos, en los que han estado implicados 25 especies distintas, aunque la mayoría son delfines moteados y delfines listados. Un porcentaje muy pequeños de estos varamientos -entre un 4% y un 5%- están relacionados con accidentes marítimo, según Arbelo, quien aclara que la cifra de encallamientos en sí misma no significa nada. «Hay una tendencia ascendente, pero puede ser una huella de que haya más animales en el mar. Lo importante es saber por qué varan, no el hecho en sí». La mayoría de los varamientos son individuales. En Gran Canaria sólo se han producido dos varamientos masivos en este siglo. El primero tuvo lugar en 2001 en Pozo Izquierdo, con 15 delfines, de los cuales se pudo reintroducir a 12 en el mar. El segundo se produjo en Tarajalillo en 2004, con cinco delfines acróbata de hocico largo. Dos volvieron al agua y tres fallecieron. Los episodios coincidieron con un aumento notable de la temperatura y floraciones de algas, pero no se ha demostrado la relación.

Compartir el artículo

stats