Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Puerto

El centro náutico de San Cristóbal, estancado en la tramitación

El proyecto no se puede desarrollar hasta que el Parlamento de Canarias no modifique el uso del refugio pesquero del barrio

Infografía del futuro paseo marítimo del barrio de San Cristóbal. LP/DLP

La propuesta de creación de un centro náutico en el barrio de San Cristóbal está paralizado pendiente de que el Parlamento de Canarias tramite el cambio de uso que en la actualidad consta como refugio pesquero, al de puerto deportivo y de pesca, y poder así plantear las diferentes intervenciones que se proponen en el documento. 

La Federación Insular de Vela de Gran Canaria ha sido la principal impulsora de una iniciativa que cuenta con el apoyo tanto del ente federativo regional, la Federación de Vela Latina, así como de otras especialidades de actividades subacuáticas, clubes, la Asociación de Vecinos de Nuestra Señora del Buen Viaje y la Cooperativa de Pescadores del barrio (Pescatobal), entre otras. 

El presidente de la Insular, Alejandro Barrera, explica que se ha venido trabajando en esta idea «desde finales 2018» y que se hizo de manera consensuada con los diferentes colectivos del núcleo pesquero capitalino, «intentando que incluyera las principales necesidades y demandas». 

50 millones de presupuesto

El anteproyecto fue financiado directamente por la Concejalía de Deportes del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, que dirige Aridany Romero, pero «el resto de administraciones no han recogido el testigo». 

Precisamente en 2020, se anunció que la creación de este centro náutico contaba con el apoyo de las tres administraciones: el consistorio local, la Consejería de Deportes del Cabildo de Gran Canaria y la Dirección General de Deportes del Gobierno de Canarias. Por aquel entonces se acordó la búsqueda de un protocolo para desarrollar un proyecto que se preveía que costase en torno a los 50 millones de euros -aunque no era un presupuesto cerrado-, por lo que se haría necesaria la intervención de otras instituciones con competencia como Puertos Canarios y la Autoridad Portuaria de Las Palmas, entre otros. Sin embargo, más allá de la implicación del Ayuntamiento capitalino, no ha habido muchos más avances al respecto. 

La doctora arquitecta redactora del anteproyecto, Lara Martínez Díaz, señala que la paralización vino dada «por la llegada del covid», por lo que no se pudo elevar al parlamento, pero que se ha vuelto a retomar porque se hace necesaria «una recuperación del barrio de San Cristóbal»

Tanto Barrera como Martínez coinciden en que es «un proyecto eficiente integrado en el paisaje» que viene a responder a un demanda social del núcleo pesquero y serviría para «conectarlo con la ciudad de Las Palmas». 

Proyecto basado en el barrio

Dentro de los objetivos que se persiguen con el proyecto, Lara Martínez Díaz remarca que la intención es «que sea un referente urbano de conexión, paisaje y dotación. Un espacio abierto al mar y a beneficio del usuario». También tiene una vertiente deportiva, ya que se podría «atender la especialización técnica de los deportistas que practican deportes náuticos, desde edades tempranas y durante las diversas etapas de su perfeccionamiento, hasta su consolidación como deportistas de alto nivel, siendo el lugar de concentración de los mejores deportistas, equipos y selecciones del mundo, sobre todo, durante los meses de invierno».

Uno de los problemas que podría solucionar esta iniciativa es la lejanía del campo de regatas actual, que obliga a las personas que practican deportes náuticos y subacuáticos «a invertir una hora de travesía» para comenzar a entrenar o competir. El crecimiento de las aguas pertenecientes al Puerto de Las Palmas hace que sea mayor la dificultad ya que la zona permitida para estas actividades se desplaza hacia la que ocupa la Plataforma Oceánica de Canarias (Plocan), de ahí que «la capital haya perdido el atractivo para regatistas de élite internacional», remarca Barrera, que añade que «prefieren irse a otras islas». 

Martínez Díaz afirma que para redactar el anteproyecto ha rescatado «fotografías antiguas» para conocer el origen del barrio de San Cristóbal y «proyectar el futuro, siempre con la base del barrio detrás». «La recuperación de campos de cultivos, así como de la zona de la antigua acequia del Agua San Roque, etcétera» se enmarca dentro de los objetivos. El documento propone la creación de zonas de aparcamiento, un espacio ajardinado, un espacio de tránsito de peatones en un paseo marítimo renovado y un centro de actividades náuticas «que albergue diferentes modalidades náuticas y subacuáticas». También se adaptaría el muelle para mejorar las condiciones para salir a faenar de los miembros de Pescatobal.

Candil, con la Agenda Urbana

La sede de la Federación de Vela Latina Canaria de Botes fue el escenario donde el candidato de Coalición Canaria (CC) a la alcaldía capitalina, Francis Candil, se reunió ayer con los representantes de la Federación Insular de Vela, Alejandro Barrera, el presidente de la Federación de Vela Latina, Bernardo Salom, el presidente del Club Náutico Varadero, Jorge del Corral, y la doctora arquitecta del anteproyecto de creación del centro náutico del barrio de San Cristóbal, Lara Martínez Díaz, con el objetivo de mostrar su apoyo y comprometerse «impulsar» dicha iniciativa entre la ciudadanía. Candil, que estuvo acompañado por por la diputada nacional, María Fernández, así como por la diputada regional, Beatriz Calzada, apuntó que es fundamental que este proyecto «se incluya dentro de la Agenda Urbana municipal», ya que es «el plan estratégico de la ciudada para los próximos diez años». En este sentido, aseguró que el grupo nacionalista planteará esta opción en el pleno municipal y remarcó que «es una propuesta que el Ayuntamiento capitalino debería abanderar» puesto que «viene a mejorar el Cono Sur, que es una de las zonas abandonadas de la ciudad». Para Francis Candil es fundamental que el proyecto «sea una iniciativa que nace desde los colectivos de deportes náuticos y subacuáticos, así como las asociaciones de vecinos y el sector pesquero del barrio» y es un ejemplo «de economía azul». Según el candidato de CC la propuesta reúne «los requisitos para poder beneficiarse de los fondos europeos», algo que es beneficioso dado que la elevada cuantía para su realización (50 millones de euros) hace necesaria la participación «no sólo del consistorio, sino también del Cabildo, el Gobierno de Canarias y el Estado». Con respecto al cambio de uso del refugio pesquero de San Cristóbal, Francis Candil, que acudirían a la representación nacionalista en el Parlemento de Canarias, para intentar «que forme parte de la agenda política regional». | X. L.

Compartir el artículo

stats