Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Crisis del coronavirus | Situación sanitaria en las Islas

Canarias se prepara para la vacuna

La campaña de vacunación podría empezar a finales de enero | Las Islas tienen que valorar si se suministra la vacuna en Atención Primaria o en puntos especializados

Un sanitario suministra la vacuna de la gripe en un centro de salud.

Un sanitario suministra la vacuna de la gripe en un centro de salud.

Contar con una vacuna contra la Covid-19 es una realidad cada vez más cercana. La población ansía la llegada de las primeras dosis aprobadas por las autoridades sanitarias y el Gobierno de Canarias ultima los detalles de un plan de vacunación para las Islas que salve los escollos propios de un territorio fragmentado. “Será una campaña tremendamente medida”, afirma el jefe de sección de Epidemiología y Prevención de la Dirección General de Salud Pública del Gobierno de Canarias y presidente de la Sociedad Española de Vacunología, Amós García Rojas. Quien espera que a finales de enero comience a distribuirse el nuevo fármaco y, aunque no se aventura a calcular cuándo concluirá la vacunación, estima que después del verano de 2021 el porcentaje de ciudadanos inmunizados “será razonable”.

Canarias seguirá el plan de vacunación anunciado esta semana por el Gobierno central aunque con ligeras adaptaciones, porque ser un archipiélago suma algunas dificultades a la distribución del fármaco. Por esto, los expertos de las islas ya se aplican para definir algunos puntos como la logística para el reparto del medicamento o el ritmo al que se podrá suministrar. “Todavía hay que evaluar si se instalarán puntos concretos para la vacunación contra el SARS-CoV-2 o si se destinan a esta tarea todos los equipos de Atención Primaria”, señala García Rojas y reconoce que, dadas las características de la vacuna, ve más factible centrar el suministro del antídoto en espacios habilitados para la ocasión, especialmente en las Islas no capitalinas.

Solo el 43% de los españoles se pondrían la primera vacuna si estuviera disponible mañana

decoration

En cuanto a los grupos poblacionales que recibirán la vacuna, el Archipiélago respetará los mismos que plantea el Gobierno de España, que ha creado quince bloques entre los que prioriza la inyección del fármaco a mayores de 64 años, personal sanitario, personas que trabajen o vivan en lugares cerrados o trabajadores esenciales. Como casi todo lo relacionado con la vacuna, el tiempo que tardará la ciudadanía en estar inmunizada es una especulación. En este sentido, el epidemiólogo detalla que este aspecto dependerá de los flujos de llegada de la vacuna a Canarias y de la predisposición de la población para inyectarse el fármaco.

Solo el 43% de la población española se pondría la primera vacuna contra la Covid-19 si estuviera disponible mañana y fuera indicada por las autoridades sanitarias. Esta percepción sobre la inmunización llegaba hasta el 70% en la anterior encuesta COSMO-Spain, realizada en julio por el Instituto de Salud Carlos III (ISCIII). Por este motivo, García Rojas sostiene que “hay que trabajar para convencer a los ciudadanos de la importancia de la vacunación”. Asimismo, estima que “cuando llegue junio de 2021 podremos tener un porcentaje razonable de la población ya vacunada, sin llegar al 70% de la población, que es lo ideal para conseguir la inmunidad colectiva”.

De momento, se desconoce el número de dosis que llegará al Archipiélago, pero el presidente de la Sociedad Española de Vacunología asegura que “serán las suficientes para cubrir a la población que lo necesita”. Aunque hay numerosos laboratorios trabajando en el desarrollo de una vacuna contra la Covid-19, las primeras que llegarán, apunta García Rojas, serán las de Moderna y la de Pfizer. Estas vacunas se comenzarán a distribuir siempre que tengan la autorización de organismos como la Agencia Europea de Medicamentos o Agencia de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos, que someterán a los fármacos a diferentes procesos de evaluación.

A medida que se vayan aprobando las vacunas de las diferentes farmacéuticas, se repartirán para su suministro. Esto conlleva que los grupos de población se inmunicen frente al SARS-CoV-2 con diferentes fármacos. Si bien, no influirá en el resultado puesto que, como recuerda García Rojas, “los niveles de eficacia de las diferentes vacunas son muy similares”. Esta circunstancia es muy usual y hay enfermedades como la gripe para la que se usan diferentes vacunas cada año, ya que depende del laboratorio que gane el concurso.

CONTENEDORES CON 900 DOSIS

El anuncio de Pfizer de que su vacuna contra el SARS-CoV-2 funciona en el 90% de los casos fue muy esperanzador, a pesar de que todavía el fármaco está pendiente de aprobación. Esta vacuna necesita conservarse a -70° C, lo que inicialmente se planteó como un reto difícil de superar, especialmente en las zonas más aisladas. Amós García Rojas, jefe de sección de Epidemiología y Prevención de la Dirección General de Salud Pública del Gobierno de Canarias, asegura que el propio laboratorio será el encargado de suministrar las neveras para transportar la vacuna, que llegará a Canarias en contenedores especiales capaces de conservar el fármaco a la temperatura correcta, con una capacidad aproximada de unas 900 dosis. Esos lotes se distribuirán en los mismos contenedores a los puntos de vacunación. | I. D.

Así es el plan de vacunación 

  • Grupos prioritarios: Los primeros en vacunarse cuando lleguen las primeras dosis serán los residentes, el personal sanitario de residencias de mayores y centros de discapacitados, el resto del profesionales sanitarios y los grandes dependientes aunque no estén ingresados en ningún centro. El Gobierno ha creado 15 grupos de población para organizar la distribución del nuevo fármaco.
  • 13.000 puntos: España contará con 13.000 puntos de vacunación situados en los Centros de Asistencia Primera y otros centros sanitarios. Cada año se vacuna en España para la gripe a más de 14 millones de personas. Por eso, se considera que el Sistema Nacional de Salud está preparado para lograr este objetivo. Por ejemplo este año, en 8 semanas, se han vacunado 14 millones de personas.
  • Acceso universal: La organización del Sistema Nacional de Salud en España facilitará el acceso equitativo a la vacunación al que tendrán acceso todos sus usuarios de forma gratuita.
  • Seguimiento: Habrá un sistema de información y registro para el seguimiento y evaluación de la vacunación.
  • Dosis compradas por la UE: Las vacunas las ha adquirido la Comisión Europea para toda la UE. De momento, ya ha cerrado contratos con cinco farmacéuticas (AstraZeneca, Sanofi-GSK, Janssen, BioNTech-Pfizer y CureVac) para adquirir por adelantado de 1.225 millones de dosis, más 580 millones en reserva. A España le corresponde un 10% de esas cantidades.
  • No obligatoria: La aplicación del nuevo fármaco será siempre voluntaria, como ocurre ya con todas las vacunas que se administran en España. 
  • Expertos: La estrategia única de vacunación se ha diseñado con un grupo de expertos multidisciplinar en el que se incluyen técnicos de ocho comunidades autónomas, representantes de sociedades científicas, dos miembros del comité de bioética, personal del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias, del Instituto de Salud Carlos III (ISCIII), un sociólogo y varios matemáticos.

Compartir el artículo

stats