Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Salud

Castellanos: «El Covid ha dado visibilidad a los intensivistas»

La Sociedad Canaria de Medicina Intensiva celebra un congreso en el Auditorio del Doctor Negrín para abordar nuevos desafíos

Congreso de la Sociedad Canaria de Medicina Intensiva en el Hospital Dr. Negrín Juan Castro

Para ver este vídeo suscríbete a La Provincia - Diario de Las Palmas o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Congreso de la Sociedad Canaria de Medicina Intensiva en el Hospital Dr. Negrín Yanira Martín

Abordar nuevos retos e intercambiar experiencias. Sobre estas bases, el congreso de la Sociedad Canaria de Medicina Intensiva Crítica y Unidades Coronarias tomó cuerpo ayer en el Auditorio Doctor Alfonso Medina del Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín, una cita que fue inaugurada por el director del Servicio Canario de la Salud (SCS), Conrado Domínguez, y por el director gerente del citado centro hospitalario, Pedro Miguel Rodríguez. Por su parte, el doctor Sergio Ruiz, jefe del Servicio de la Unidad de Medicina Intensiva del Doctor Negrín y catedrático de Medicina de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) fue el encargado de dar la bienvenida. «La pandemia nos ha dado visibilidad y ahora la gente sabe en qué consiste el trabajo en intensivos», aseveró Álvaro Castellanos, presidente de la Sociedad Española de Medicina Intensiva Crítica y Unidades Coronarias, quien pronunció una ponencia centrada en abordar los retos a los que se deben enfrentar las áreas de intensivos.

Siguiendo esta línea, el profesional puso de relieve que uno de los grandes desafíos pasa por potenciar la estratificación de la asistencia. «La idea es ubicar a los pacientes en el lugar más apropiado, desde el punto de vista de la seguridad, el confort y la eficacia. Este proyecto implica la creación de unidades de cuidados semicríticos, además de un servicio de respuesta rápida para detectar, de forma precoz, el deterioro de los pacientes y poder hacer una intervención inmediata», detalló el presidente de la Sociedad.

Otro de los retos se enmarca en el contexto educativo. «Queremos homogeneizar la formación. Por esta razón, se va a publicar en breve un programa para los residentes de Medicina Intensiva inspirado en un modelo europeo».

A todo esto hay que sumar el establecimiento de un registro único para todas las unidades del país, la apuesta por un modelo de certificación que acredite la calidad de las distintas áreas tras pasar una auditoría y, por último, la humanización. «Nos vamos a acercar a las asociaciones de pacientes y vamos a crear la figura del paciente experto. También, queremos apoyar a los profesionales que trabajan en las ucis porque desde la llegada del coronavirus ha incrementado la ansiedad, la depresión y el desgaste profesional», apostilló Castellanos.

En representación del Complejo Hospitalario Universitario Insular- Materno Infantil acudió Paula Padrón, cuya conferencia titulada Mecánica pulmonar y obstrucción traqueal en la neumonía por Covid-19 fue moderada por el doctor Guillermo Pérez. Otra de las ponentes de la jornada fue Andrea Carolina Álvarez, del Hospital Universitario de Canarias. Su charla, Estrategias costo-efectivas en cirugía cardíaca contó con Juan José Jiménez en calidad de moderador.

Por parte del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria acudió Felipe Belmonte, quien expuso El intensivista fuera de la Unidad: Territorio desconocido, con Raquel Montiel como moderadora. Asimismo, Cristóbal Rodríguez, del Doctor Negrín, impartió la ponencia denominada Trasplante Cardíaco en Canarias, que fue moderada por José Luis Romero.

Doble dimensión

«Estamos ante un encuentro muy importante porque es el primer congreso presencial que se celebra entre los intensivistas canarios desde la llegada de la pandemia. El último tuvo lugar en Santa Cruz de Tenerife hace cinco años», informó el doctor Sergio Ruiz. Y es que, en base a las palabras del especialista, la actividad tenía una doble dimensión. «Por un lado la humana, ya que nos permite reunirnos con los compañeros y presentar a los más jóvenes. Por otro, la profesional, al intercambiar experiencias y conocer cómo manejan a los pacientes en otros hospitales y analizar lo que hacemos nosotros», destacó, poniendo énfasis en los enfermos con coronavirus.

Cabe resaltar que, desde ayer, la Sociedad Canaria de Medicina Intensiva cuenta con una nueva presidenta, la doctora María Luisa Mora, del Hospital Universitario de Canarias, que fue elegida este viernes en el marco del congreso. «Hemos hecho un gran esfuerzo por celebrar esta reunión, que nos permite establecer directrices útiles para el futuro. Ahora, otros compañeros toman las riendas de esta Sociedad y estoy seguro de que pelearán por la excelencia», determinó el doctor Sergio Martínez, del Hospital Universitario Insular de Gran Canaria, que ayer cesó en el cargo de presidente y dio paso a la nueva Junta Directiva.

Compartir el artículo

stats