01 de febrero de 2017
01.02.2017

Quique Setién: "Estoy recuperando la felicidad"

El entrenador de la UD Las Palmas asegura en Canarias Radio La Autonómica que "hay clubes que han preguntado por mí pero no he abierto ninguna negociación"

01.02.2017 | 19:29
Quique Setién, durante el entrenamiento del lunes en Barranco Seco.

Quique Setién, entrenador de la UD Las Palmas, se encuentra "recuperando la felicidad". Ha pasado una semana desde que el técnico hablara de su momento más triste desde que está en el banquillo insular pero poco a poco su estado va mejorando. "Estoy recuperando la felicidad. No todos podemos aspirar permanentemente a la felicidad. La realidad es que la mayor parte de los días que he estado aquí he sido un hombre feliz", aseguró este miércoles en una entrevista a Canarias Radio La Autonómica. "Desde que estoy en Las Palmas estas últimas semanas han sido lo más difícil. Afortunadamente no ha ido acompañado de malos resultados sino de las relaciones con las personas que te rodean. Y para mí eso es fundamental", añadió.

"Se han deteriorado las relaciones pero nada es irreversible, todo se puede reconducir y se está en ello", anunció en referencia a las heridas abiertas con un sector del vestuario y del club tras dar a conocer los excesos de algunos jugadores en Madrid. "Solo hubo una parte que no pude controlar y que no tenía prevista, que eran las consecuencias personales para algunos jugadores. Salieron informaciones que tomaron una dimensión que no esperaba y desde ese punto de vista reconocí mi equivocación. Lo que yo pretendía se ha dado, en parte, porque quería poner esto sobre la mesa. Hay cosas que entiendo que hay que cambiar y por eso di ese paso", insistió. "Son temas que todos hemos reflexionado, hay que mirar para adelante, afortunadamente el equipo a nivel deportivo no se ha resentido. Ahora nos queda recuperar ese nivel de sinceridad, que no quede resentimiento y buscar el camino adecuado para volver a como estábamos antes", valoró.

Su renovación es uno de los temas que más preocupan a la afición amarilla. En este sentido, explicó que "no soy partidario de poner una fecha pero habrá algún momento en el que el club tenga que entender que si no me arreglo con él lo lógico es que escuche otras ofertas, cosa que ni he hecho hasta ahora ni lo voy a hacer mientras no se lo comunique al presidente". "Creo que estamos bastante cerca. No hay una gran diferencia", indicó con optimismo. "No quiero tener poder, nunca me ha gustado y no sé mandar", comentó sobre sus peticiones. 

Acerca del factor económico, repitió que "lo que le he solicitado al club creo que es lo justo en función de cómo estaba el club cuando llegué y cómo está ahora". "Soy una de las muchas partes que ha contribuido para que esto vaya como va. Y la previsión de cara al futuro es realista y optimista para seguir creciendo. No estoy pidiendo nada que no me haya ganado", aseveró.

"Negociar no me preocupa en absoluto, lo que me preocupa es que si me tengo que marchar quizás le haga daño a mucha gente que no quiere que me vaya. Y yo también lo voy a sentir porque también me quiero quedar. Pero la gente entendería que lo que estoy pidiendo no es nada que no me merezca y no es nada que el club no pueda afrontar", añadió.

"No he entrado a negociar con ningún club pero te ofrecen referencias. Hay clubes que han preguntado por mí. No he abierto ninguna negociación ni he dado permiso a nadie para hacer absolutamente nada hasta que no hable con el presidente sobre este tema. De Primera y de fuera. Tuve el año pasado una oferta de fuera, el presidente lo sabe, en la que me triplicaban lo que me iban a dar aquí. No la acepté y tampoco tenía interés en irme fuera", desveló el técnico.

Por todo ello confía en que la negociación "no se prolongue". "En la primera y única conversación seria que he mantenido con el presidente no estábamos tan distantes. Lo que pedí no le pareció nada extraordinario o nada que no esperase", sentenció.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine