Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Santiago Negrín se perfila como nuevo director de Radio Televisión Canaria

El Parlamento blinda tres años al próximo Consejo Rector ejecutivo que se elige antes de las elecciones

El periodista Santiago Negrín, actual jefe de informativos de Radio Club Tenerife (Cadena Ser).

El periodista Santiago Negrín, actual jefe de informativos de Radio Club Tenerife (Cadena Ser). LA PROVINCIA / DLP

Santiago Negrín Dorta, actual jefe de informativos de Radio Club Tenerife (Cadena Ser), se perfila como el nuevo director de Radio Televisión Canaria en sustitución de Guillermo García. A propuesta de Coalición Canaria, tiene todas las papeletas para ser el presidente del nuevo órgano de dirección del ente público: un Consejo Rector que tendrá funciones ejecutivas y que estará integrado por cinco componentes, dos de ellos presentados por CC, otros dos por el PP y uno por el PSOE.

Los grupos parlamentarios tenían de plazo hasta hoy para formalizar el nombre de sus candidatos, que han de ser hombres y mujeres cualificados, aunque no necesariamente con experiencia en los medios de comunicación sino en tareas administrativas o de alta dirección, según la nueva ley del ente aprobada por la Cámara canaria el pasado diciembre, con el fin de actualizar sus órganos y funcionamiento después de tres décadas desde que se promulgó la anterior norma.

No obstante, CC pedirá hoy una prórroga de una semana al no haber completado sus dos candidatos, según fuentes consultadas. Está teniendo dificultades para encontrar a una mujer, en cumplimiento de la paridad, que acompañe a Santiago Negrín, su otro aspirante. Y es que sólo el presidente del Consejo Rector tendrá dedicación exclusiva y su retribución no podrá ser superior a la de un viceconsejero del Gobierno. Los cuatro consejeros de este órgano ejecutivo únicamente percibirán dietas por asistir a las reuniones. Este hecho, el perfil profesional y las múltiples incompatibilidades está generando los problemas de CC.

Los miembros del Consejo no pueden tener vinculación con empresas publicitarias, de grabación de programas audiovisuales o radiofónicos, pertenecer a medios de comunicación privados o públicos, ni ser cargos electos y menos ser altos cargos. Las cinco personas que finalmente se propongan por los tres grupos con máxima representación parlamentaria (el Mixto se queda fuera del Consejo Rector) pasarán el filtro de la Mesa del Parlamento, que analizará su idoneidad conforme los requisitos establecidos por la ley en cuanto a formación y posibles incompatibilidades.

Después, tendrán que superar una segunda evaluación: la comisión de control parlamentaria del ente, a la que acudirán para responder a posibles verificaciones y, posteriomente, deberán ser elegidos por los dos tercios de la Cámara canaria (40 de 60 diputados) como mínimo. Si en dos votaciones no salen designados, se rebajará a los tres quintos (36 diputados) en siguientes plenos. De los cinco miembros del Consejo Rector elegidos, el Parlamento, en la misma sesión plenaria, designará a su presidente, aunque esta vez con el apoyo de los tres quintos, que ocupará el cargo de Guillermo García. Al actual director general lo nombró directamente el presidente del Gobierno, Paulino Rivero.

Contratos a dedo

Precisamente, la nueva regulación de la Televisión Canaria limita las competencias de la dirección del ente para adjudicar contratos a dedo, denunciada reiteradamente por el PSOE cuando estaba en la oposición y en esta legislatura por el PP. De hecho, la diputada popular, Águeda Montelongo, que ha pedido en numerosas ocasiones a Rivero la destitución de García, trasladó a la Fiscalía Anticorrupción el pasado diciembre toda la documentación relativa a los contratos suscritos por Radio Televisión Canaria desde 2009. El nuevo presidente tendrá que someter sus decisiones en materia de contratación al Consejo Rector.

El mandato de este órgano será de seis años, con renovaciones parciales de dos o tres de sus miembros cada tres años. El presidente y el resto de consejeros, por tanto, quedan blindados durante un periodo mínimo de tres años antes de las elecciones en ciernes, lo que cierra la posibilidad de que se puedan incorporar otros miembros que surjan de la nueva composición del Parlamento, en el que se espera haya más fuerzas políticas.

Desde los grupos parlamentarios se argumenta que se ha hecho para dotar de mayor independencia a la dirección del ente y que sean personas que no tengan que ver con los partidos -aunque los propongan- ni con el Gobierno que surja tras las elecciones. Manuel Fajardo, diputado del PSOE, entiende además que es normal que se blinden a los profesionales por un periodo mínimo, ya que no van a dejar su empleo si no les garantizan unos años de trabajo.

En cuanto al resto de candidatos, el PP propondrá probablemente a Juan Santana, que trabaja en el gabinete de la delegada del Gobierno, María del Carmen Hernández Bento. También suena como segunda aspirante la periodista María José Bravo de Laguna, que llevó la relación con los medios de comunicación de Águeda Montelongo cuando era consejera de Empleo y también trabajó con José Manuel Soria cuando era presidente del Cabildo grancanario. Ambos no tendrían incompatibilidad, al igual que el propuesto por el PSOE, el periodista Francisco Moreno, que ya fue director del ente público, y es actual director de comunicación del grupo Lopesan.

Compartir el artículo

stats