Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fernando del Castillo

"Si cae en manos de otros, el Club Náutico no dura ni dos años"

"Hay un equipo de mujeres extraordinario colaborando con la junta directiva en carnavales o la piscina", afirma el presidente del Club Náutico, que aspira a la reelección

Fernando del Castillo Morales, ayer, en el Club Náutico. juan castro

¿Por qué aspira a repetir mandato como presidente del Club Náutico?

Los logros que hemos obtenido durante este periodo de tiempo y lo que tenemos pendiente me obligan a seguir, porque hay asuntos que son un poco personales. Por ejemplo, la renovación de la concesión marítimo-terrestre: la junta directiva estuvo conmigo en Madrid negociando con Puertos del Estado no solamente la renovación, sino la ampliación y compra de terrenos a Puertos del Estado. Hemos llegado a un magnífico acuerdo: la compra de terrenos que están en zona marítimo-terrestre y la renovación por 17 años y medio más desde el año 2027 en adelante. Hemos hecho gestiones para que el club siga vivo hasta 2044 y con mucha más seguridad que la que tiene hoy en día. Otra idea de esta junta directiva es la de obtener el premio Princesa de Asturias del Deporte, para lo que hemos conseguido que nos propongan hasta las Fuerzas Armadas, el Cabildo, el Gobierno de Canarias o la ARC.

¿Piensa que estos objetivos peligrarían si no continúa usted al frente?

Es posible. Sobre las gestiones acerca de la concesión, que son prácticamente nuestras, puede que otros no obtengan lo que nosotros hemos logrado. Con respecto al premio, si nos llevamos por la desafortunada manifestación de la otra persona que pretende la Presidencia del club diciendo que al no haber mujeres en la candidatura se nos puede rechazar al premio, eso es absolutamente falso: ahí no se mide quién es uno o quién es el otro o cuál es la candidatura.

¿Qué promesas la logrado concluir de aquellas que se marcó al arrancar el mandato que ahora concluye?

Hemos cambiado toda la estructura financiera. El Club Náutico cerró el ejercicio de 2015 con 1.057.409 euros de pérdidas. Nosotros entramos en marzo de 2016 y a final de ese año habíamos reducido las pérdidas a 351.754 euros. Al otro año, 2017, habíamos hecho inversiones de casi 500.000 euros, pero terminamos con 650.000 euros de beneficio después de amortizaciones. Todos estos datos son de la auditoría, no de Fernando del Castillo, y presentados oficialmente en el Gobierno de Canarias. En 2018, después de hacer una inversión de un millón en renovar instalaciones del club -vestuarios, bombas de calor, placas solares y aún nos quedan algunas cosas- todavía terminamos con un beneficio de 124.669 euros. Esta es una de las cosas principales que hemos hecho: le hemos dado la vuelta a la tortilla, el club tiene dinero para destinarlo a seguir mejorando las instalaciones y darle mayor servicio a los socios. Además, en nuestra legislatura hemos aumentado 1.153 socios, a pesar de que están diciendo por ahí que se están marchando. También corre por ahí alguien que dice que hay más socias que socios: no, hay casi 3.300 varones y 2.038 mujeres, por lo que hay 1.275 socios varones más que mujeres. En cuanto al palmarés, hemos logrado 304 títulos en estos tres años.

¿Qué proyectos nuevos defiende la candidatura que encabeza?

Hemos pensado en los niños y en los jóvenes. Yo tengo un nieto de 18 años y otra nieta de dos, sé lo que es eso. Vamos a crear un aula denominada Newton, porque aquí se da una cosa muy curiosa: muchos niños vienen con las madres al salir del colegio para ayudarles a hacer los deberes. Acondicionamos el aula para que los padres con los niños hagan aquí los deberes. Por otra parte, igual que todos los lunes tenemos cine para los mayores, vamos a hacer cine para los niños los sábados y domingos. Así vamos fidelizando a los niños, pero una de las cosas que también hemos incluido es una reforma -ya está hecha a mitad- del bar de la piscina que tanto se quiere. Ese bar va a hacerse para dar cabida y servicio a los jóvenes y a los familiares y a las señoras, y los fines de semana y vísperas de fiestas se dedicará a discoteca.

¿Las actividades en relación con el quinto centenario de la primera vuelta al mundo también forman parte de su plancha?

Sí, han sido gestión de esta junta. El Juan Sebastián Elcano pasará por la Isla cuando empiece la ruta, y lo hará por gestiones que nosotros hemos hecho. Ha sido de tal magnitud que el almirante general de la Armada nos dirigió una carta agradeciendo a este presidente y al Club Náutico lo que les brindamos y confiriéndonos directamente esta gestión. Añadimos, por propuesta nuestra, a la ARC, para que salieran juntos el 10 de noviembre desde aquí. También está este monumento en memoria de Juan Sebastián Elcano, que lo está moviendo el club tras ser una propuesta de Asoclub, la asociación de clubs de Gran Canaria. Hemos conseguido también que nos hagan unas banderas especiales, porque el día de los actos saltarán unos paracaidistas con dos del 500 aniversario y una de España para tomar tierra en Las Alcaravaneras.

¿Quiénes le acompañan en la candidatura?

Hay dos personas que se han incorporado. Coordinar todo esto no es fácil y muchas veces uno tiene que tomar decisiones duras, pero no podemos permitir que esto se nos vaya de las manos y sea un escándalo. Tiene que haber un orden, una disciplina, y un reglamento que la gente tiene que conocer e intentar cumplir, aunque algunos no lo han cumplido en determinados momentos.

Llama la atención que en una candidatura compuesta por 15 personas no haya ninguna mujer. ¿Tiene alguna explicación?

Yo empecé la legislatura con cinco o seis mujeres, pero hubo diferencias y acabé solicitando la ayuda de una serie de socios vinculados al club que son quienes han arreglado la situación económica, no yo. El equipo que tengo es extraordinario. Sobre las mujeres, sí colaboran conmigo. Tengo un equipo de mujeres extraordinarias colaborando con la junta directiva. En carnavales, por ejemplo, hay tres o cuatro personas que me dicen cómo tienen que montarse los carnavales y las carrozas, y son mujeres. Ellas las decoran, dicen cómo van, qué vestimentas, qué música... La piscina: tengo información cada media hora si quiero de cómo está, porque dos mujeres que están todo el día aquí me informan. Esas son mis colaboradoras, que vienen a diario y que aunque no son directivas me pasan información y tienen la puerta abierta del despacho. Eso es lo que vale, porque son mujeres que están aquí todo el día. Lo que no puede ocurrir nunca es que el Club Náutico caiga otra vez en manos de empleados, eso lo digo con toda claridad. Ya estuvo en una época y fue una catástrofe para el club.

¿El club náutico es una institución con futuro?

El Club Náutico, si cae en manos de alguien como está pretendiendo, no dura dos años, pero si sigue con la marca que nosotros hemos implantado, y lo demuestro con datos, tendrá muchos años de vida. Lo que es vergonzoso es lo que manifiesta otra persona, que es quien va en la otra plancha, que en su programa dice que quiere hacer el Club Náutico de utilidad pública. Hace unos 14 años se discutió este tema y se acordó en una junta general que no se haría nunca en la vida. Si lo hacemos de utilidad pública aquí entra quien quiera, pero esto es de los socios del club. Colaboramos con las instituciones, no ellas con nosotros, porque vamos a fomentar el deporte, o cuando hay actos culturales o solidarios. Lo digo claro: por encima de mi cadáver.

Compartir el artículo

stats