Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El profesorado de Estudios Clásicos alerta de su desaparición en la ESO

El currículo para el próximo curso elimina la asignatura en 4º de Secundaria

Imagen de archivo del arranque de curso en la zona de institutos en la capital grancanaria ANDRES CRUZ

El profesorado de Estudios Clásicos alerta de su desaparición en la ESO. Canarias eliminará en el próximo curso escolar 2022-2023 la asignatura de Estudios Clásicos en 4º de la ESO con la implantación de la nueva ley educativa LOMLOE alejándose del paso dado por otras comunidades autónomas que han apostado por mantener dicha asignatura en el currículo educativo. Apelan a la Consejería de Educación, Universidades, Cultura y Deportes a frenar este recorte para evitar un daño al conjunto del Bachillerato de Humanidades.

«Forma parte de la capacidad del Gobierno autónomo de aplicarlo y la mayoría lo han mantenido, pero Canarias no, al menos en el borrador actual. El problema y la gravedad del asunto es que la gente con esta materia conoce los estudios humanísticos y puede acceder al Bachillerato de Humanidades. Te quedas sin puente, con una sola materia que es Latín y que está junto a la Segunda Lengua Extranjera en 4º de la ESO. Por alguna razón no es muy elegida, por lo que probablemente tenga dificultades para salir», explica Jorge García, portavoz de la Sección Canaria de la Sociedad Española de Estudios clásicos.

Desaparición

De hecho, la eliminación de esta asignatura tendría un impacto directo en el futuro del Bachillerato de Humanidades. «Lo que realmente corre riesgo es el Bachillerato de Humanidades entero. Puede desaparecer de Canarias y si lo hace desaparece la especialidad de Humanidades o Estudios Clásicos de Canarias. Sería un golpe duro porque son unos estudios que existen y que llevaría a quedarnos sin los grandes especialistas que han habido hasta ahora. Si no lo modifican disminuirá la rama de Humanidades en el Bachillerato en Canarias y a partir de ahí corre riesgo de desaparición los Estudios Clásicos en la Universidad de La Laguna (ULL) que es donde está», añade García. En este sentido, recalcan que los alumnos que quieran cursar Humanidades estarían en desventaja frente al alumnado de otras regiones que sí mantienen dicha asignatura durante la Secundaria.

«Si estuviésemos en territorio peninsular y se hiciera esto siempre pueden ir a otra comunidad autónoma a estudiarlo pero aquí no. Es desolador. Lo podrían haber hecho mejor porque tienen un 40% del currículo para asignar las materias propias», subraya.

Desventaja

De momento, esperan que Educación atienda a sus peticiones y encuentre un encaje para poder mantener la asignatura tal y como está en el presente curso.

Ya con cinco colectivos de docentes, tras los de Religión, Historia de Canarias, Dibujo y Filosofía, los que han mostrado públicamente su rechazo al nuevo currículo educativo. Unas quejas que en gran medida han sido escuchadas y recogidas por Educación.

Carta Abierta al Presidente del Gobierno de Canarias, Ángel Víctor Torres, remitida por la Asamblea del Profesorado de Clásicas de Canarias y la Sección Canaria de la Sociedad Española de Estudios Clásicos:


La tramitación de la ordenación de las enseñanzas, en curso, podría conducir a la desaparición de las enseñanzas de las Humanidades clásicas en las universidades canarias y del propio Bachillerato de Humanidades, de mantenerse como se encuentra en los documentos que se han publicado. El alumnado de ESO accede, en su mayoría, al Bachillerato de Humanidades, a través de su primer contacto con las asignaturas de Cultura Clásica de tercero y de cuarto curso, lo que les permite, posteriormente, acceder a los estudios clásicos universitarios. 

La difícil elegibilidad de Cultura Clásica en tercer curso de ESO, por la competencia con otras materias de gran interés social como las de tipo informático y, lo que es peor, la eliminación de la oferta de Cultura Clásica en cuarto curso de la ESO, en contraposición con la mayoría de las CCAA, que han decidido mantenerla como opcional, abocaría a que Canarias perdiese unos estudios necesarios para que nuestro alumnado entienda su realidad y domine su lengua, y, por lo tanto, se vea abocado a un empobrecimiento formativo gravísimo. En este sentido, consideramos que, junto a la mejora de esta situación en la ESO, es necesario también facilitar la impartición de Griego en Bachillerato.

Por todo lo expuesto, nos dirigimos a usted con el objeto de que no sea el presidente bajo cuyo mandato se propició de facto la desaparición de las enseñanzas clásicas en Canarias y, lo que es peor, de toda la rama de Humanidades en Bachillerato. Confiamos en que no solo como presidente, sino como filólogo y como profesor de Secundaria, querrá resolverlo adecuadamente. Además, en la entrevista que mantuvimos con los grupos parlamentarios, nos trasladaron su apoyo explícito y compartieron la pertinencia de la mejora de la propuesta presentada en el sentido de que las materias de contenido clásico mantuviesen su presencia real en el sistema educativo canario. 

En este contexto, le solicitamos una reunión urgente, dadas las fechas, para plantearle en detalle esta gravísima cuestión y las medidas que podrían resolverla.

Compartir el artículo

stats