La Provincia - Diario de Las Palmas

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Pederastia

Miguel Hurtado: "La ley mantiene elevados márgenes de impunidad para los depredadores sexuales"

El problema es que si las víctimas dan el paso en la edad madura, corren el riesgo de que el delito haya prescrito y el depredador quede impune

Miguel Ángel Hurtado, junto a una de las urnas con juguetes que lleva al Congreso este miércoles. JOSÉ LUIS ROCA

Miguel Hurtado tardó 20 años en poder revelar los abusos sexuales que sufrió, cuando era pequeño, en la abadía de Montserrat. Conoce de primera mano, por tanto, el proceso largo, difícil y doloroso por el que pasan las víctimas antes de denunciar. El problema es que si dan el paso en la edad madura, corren el riesgo de que el delito haya prescrito y el depredador quede impune. Por eso, la imprescriptibilidad de estos graves delitos ha sido una de sus principales batallas.

Hurtado ha liderado un equipo multidisciplinar que ha elaborado una propuesta legal destinada a que el Parlament reclame la imprescriptibilidad de estos delitos. Será a través de una proposición de ley autonómica, que en principio tiene apoyos suficientes para ser aprobada en Cataluña y que, después, será registrada en el Congreso. Hurtado denuncia en esta entrevista que las Cortes españolas son "hostiles" a esta medida, pero cree que la decisión del Parlament "abre una ventana de oportunidad" dado que la gobernabilidad del Estado depende de los partidos catalanes.

¿Por qué, a su juicio, es necesario que los delitos de pederastia no prescriban?

La evidencia científica es clara: la inmensa mayoría de las víctimas de abusos sexuales infantiles necesitan décadas para poder procesar la experiencia traumática. La existencia de plazos de prescripción en estos delitos vulnera el derecho a la tutela judicial efectiva. Además, pone en peligro a las próximas generaciones. Si un pederasta no es condenado, no entra en el registro de delincuentes, no tiene antecedentes penales y puede trabajar en contacto directo y permanente con niños. Tampoco tiene acceso a una terapia mientras está en prisión para reducir el riesgo de reincidencia. 

"Si un pederasta no es condenado, no tiene antecedentes penales y puede trabajar con niños"

decoration

La ley de protección a la infancia, aprobada la pasada legislatura, ya aumentó la prescripción hasta que la víctima cumpla 50 años, 55 en los delitos más graves. ¿Por qué es necesario aumentar el plazo?

La solución a una ley desastrosa, como la que teníamos antes de la aprobación de la ley contra la violencia infantil, no puede ser una ley mediocre, sino una ley decente, homologable a las que existen en el norte de Europa. La ley actual mantiene elevados márgenes de impunidad para los depredadores sexuales. Muchas víctimas siguen quedándose fuera. Siete años después del estallido del ‘caso Maristas’, la sociedad civil y las instituciones catalanas por fin tienen el grado de madurez suficiente para dar un paso al frente y afrontar el problema de raíz, sin poner parches.  

"Siete años después del estallido del ‘caso Maristas’, la sociedad y las instituciones catalanas tienen el grado de madurez suficiente para afrontar el problema"

decoration

La comisión que investiga la pederastia en el Parlament ha decidido impulsar una proposición de ley destinada a la imprescriptibilidad. ¿Qué le parece?

Es una medida que llega muy, muy tarde. Las víctimas catalanas hemos estado durante muchos años muy solas. Ha existido un verdadero abandono institucional. Es lo mínimo que pueden hacer para intentar recomponer la confianza traicionada. Cuando salen a la luz graves vulneraciones de derechos humanos, si las instituciones y los partidos se ponen de perfil, se produce una traumatización secundaria de las víctimas. Urgía aprobar medidas ambiciosas para blindar el derecho de las víctimas a la verdad, la justicia, la reparación y las garantías de no repetición. Esperemos que no se quede en una medida aislada, sino que sea el inicio de un cambio de actitud.

¿Ve posibilidades de que la ley sea aprobada en el Congreso?

Es complicado, porque el Congreso es profundamente hostil a esta medida. No tiene una mentalidad europea en materia de protección a la infancia. Pero existe una ventana de oportunidad: la gobernabilidad del Estado depende de los grupos parlamentarios catalanes. Debe haber un frente unitario en Madrid dejando de lado las miserias partidistas. Y dejar claro que la aprobación de los próximos presupuestos pasa por aprobar esta ley. No se puede aspirar a gobernar España vetando las leyes de derechos civiles que llegan a Madrid con una amplísima mayoría del Parlament de Cataluña.

El Congreso es profundamente hostil a esta medida. No tiene una mentalidad europea en materia de protección a la infancia

decoration

¿Qué países han decidido impulsar la imprescriptibilidad de estos delitos?

En la actualidad hay 27 estados que ya han aprobado la imprescriptibilidad. España va muy retrasada en comparación con los estados de nuestro entorno, no estamos en el pelotón de cabeza, sino en el pelotón de los torpes.   

España va muy retrasada en comparación con los estados de nuestro entorno; no estamos en el pelotón de cabeza sino en el pelotón de los torpes

decoration

A parte de la proposición de ley, ¿para qué más podría servir la comisión de investigación del Parlament? ¿Qué espera de la misma?

El Parlament tiene competencias plenas en materia de derecho civil. Puede impulsar la eliminación retroactiva de los plazos de prescripción de la acción civil por daños extracontractuales, inspirándose en la legislación escocesa. Esto permitiría a los supervivientes adultos actuales poder exigir en los tribunales una indemnización sin depender de la caridad de las instituciones. Y para esta reforma el Parlament no necesita pedir permiso a Madrid. Solo hace falta voluntad política.  

Los obispos harán [con el informe del bufete de abogados sobre la pederastia en su seno] lo que les dé la real gana, como siempre

decoration

La Iglesia ha encargado una investigación sobre los abusos sexuales cometidos en su seno a un despacho de abogados. ¿Arrojará luz?

No se pueden pedir milagros. Una auditoría interna de la Iglesia nunca abordará la raíz del problema, el encubrimiento generalizado y sistemático de los delitos cometidos por religiosos por parte de los obispos, siguiendo las órdenes del Vaticano. Pero pueden realizar recomendaciones útiles, como la obligación de reparar económica y simbólicamente a las víctimas o la imperiosa necesidad que la Conferencia Episcopal siga el ejemplo de otras Conferencias Episcopales como la mexicana y la salvadoreña pidiendo públicamente la imprescriptibilidad de los delitos de pederastia. Pero luego los obispos harán lo que les dé la real gana, como siempre. No descarto que se pasen las recomendaciones de Cremades [el despacho contratado] que les incomoden por el arco de triunfo.

Y la investigación del Defensor del Pueblo, ¿será útil?

La investigación del Defensor del Pueblo tiene serias limitaciones a nivel jurídico. No tiene poderes coercitivos de investigación para obligar a los obispos a entregar los archivos canónicos donde están documentados todos los casos de pederastia clerical u obligarles a comparecer. Pero puede ser útil si apuesta por recomendar reformas ambiciosas como una ley que establezca la imprescriptibilidad de los delitos.

La ley de protección a la infancia ha creado la figura del coordinador de bienestar en los centros educativos. ¿Cómo va la implementación?

El proceso de implementación está siendo deficiente. Medidas fundamentales como los juzgados especializados o la fiscalía contra la violencia infantil no se han aprobado a pesar de que ya se ha cumplido el plazo que establecía la ley. Los coordinadores de bienestar deben tener un rol bien definido, tener una formación específica, recursos suficientes para llevar a cabo su labor y apoyo de las administraciones. En la práctica depende del compromiso que tenga el gobierno autonómico de turno, que es quien tiene las competencias en educación. 

Compartir el artículo

stats