Entrevista | Olek Balcerowski Pívot del CB Gran Canaria

Olek Balcerowski: "Tengo un cuerpo para ser más físico y no lo utilizo"

Olek Balcerowski tras el entrenamiento de hoy en el Arena, preparando el encuentro de ACB ante el Valencia Basket

Olek Balcerowski tras el entrenamiento de hoy en el Arena, preparando el encuentro de ACB ante el Valencia Basket / Juan Carlos Castro

Santiago Icígar

Santiago Icígar

El interior polaco del Granca valoró el momento actual de los amarillos tras las últimas derrotas, así como las opciones de clasificarse para el ‘playoff’ de la ACB.

¿En qué estado se encuentra el equipo después de sufrir tres duras derrotas, tanto en la ACB como en la Eurocup?

Estamos jodidos. Intentamos estar todos juntos, porque la última derrota con el Breogán también nos afectó bastante. Debemos levantar la cabeza porque nos quedan todavía opciones de clasificarnos para el playoff.

¿Qué pasó por sus cabezas durante el último cuarto del partido ante el Morabanc Andorra en el que estaban perdiendo una ocasión única de poder jugar una semifinal de Eurocup?

Llegué al equipo a mitad de temporada, pero me ha dolido tanto como a ellos, porque tener la oportunidad de poder ganar un trofeo siempre es algo muy importante. Es complicado el poder digerir que hemos estado compitiendo durante tres cuartos y que en el último ganando de 10, se nos haya podido escapar la clasificación por culpa nuestra.

¿Cómo ven el camino que queda hasta el final de la temporada regular para poder clasificarse para el playoff?

Nos esperan tres partidos muy complicados, ante el Valencia, el Betis y el Real Madrid, que se encuentran en muy buen momento. Va a ser una montaña que tenemos que conseguir escalar. La temporada pasada estuvimos también en un momento similar, y conseguimos salir adelante y jugar el playoff. Tenemos posibilidades de conseguir el objetivo si todo el equipo juega unido, sin bajar la cabeza, saliendo a jugar a muerte en cada partido, como en una final.

¿Qué se necesita hacer el equipo para incentivar al público para que venga en un mayor número al Arena para animarles en este tramo decisivo del campeonato de Liga?

Es normal que los aficionados estén descontentos después de las dos últimas derrotas en casa ante el Morabanc y el Breogán, en dos partidos en los que ellos vinieron a apoyarnos y nosotros no conseguimos estar concentrados lo suficiente en los minutos finales. Entiendo que los aficionados no quieran venir al Arena a vernos jugar mal. Es normal que nuestra afición quiera que siempre juguemos bien y que estemos en los puestos altos de la tabla.

Olek Balcerowski confía en las opciones del equipo de cumplir con el objetivo de clasificarse para el 'playoff'

Olek Balcerowski confía en las opciones del equipo de cumplir con el objetivo de clasificarse para el 'playoff' / Juan Carlos Castro

¿Cómo es la relación en el vestuario entre los jugadores y con el entrenador?

Estamos intentando volver a estar unidos después de las dos derrotas que hemos sufrido y que nos han hecho mucho daño. Porfi está intentando que no bajemos la cabeza, que estemos motivados para afrontar esta recta final de la temporada, para intentar clasificarnos para el playoff. Físicamente estamos todos bien, es más un tema mental. Creo que contra el Breogán nos ha podido afectar la reciente derrota ante el Morabanc, porque la mayoría de los jugadores estábamos ilusionados con la idea de ganar la Eurocup, no solo llegar a la final.

En el plano personal, ¿cómo valora esos meses que permaneció cedido en el KK Mega serbio? ¿Cómo se planteó la posibilidad de su regreso?

Supuso un shock para mí, porque tenía que salir de mi casa y era algo que me sucedía por segunda vez desde que abandoné mi país con 13 años para jugar en el Granca. Me costó un poco adaptarme, porque tuve que enfrentarme a una manera diferente de entrenar, costumbres distintas, con diferentes compañeros y personalidades. Me ha venido muy bien para fortalecer mi personalidad y crecer como jugador. En Serbia trabajé muchísimo, era un equipo dedicado a trabajar en la mejora de jugadores muy jóvenes en el que la prioridad era entrenar dos veces al día. Cuando vi la posibilidad de volver a casa lo tuve claro. Era difícil decir que no, además la temporada allí estaba prácticamente terminada, por lo que hablé con mis agentes de la posibilidad de regresar y estoy muy feliz de poder estar aquí de vuelta.

¿Ha encontrado un equipo muy cambiado en su regreso respecto del que dejó antes de irse a Serbia?

Muchos de los compañeros que tenía la temporada pasada siguen en el equipo y la verdad es que no necesité un periodo de adaptación al equipo. Para mis compañeros también fue sencillo, porque es como si nunca me hubiese marchado, no se sentía esa falta de confianza que suele haber con los jugadores nuevos que se incorporan al equipo.

"Es imposible ayudar a Artem Pustovyi. Uno no es capaz de imaginarse lo que está pensando"

¿Qué le ha pedido Fisac?

Lo único que me ha dicho es que haga todo lo que él me pida y eso es lo que estoy intentando hacer independientemente de que me de más o menos minutos, me ponga de cuatro o de cinco, o me pida defender. Cuando regresé sabía que el equipo estaba ya hecho y que iba a ser complicado para mí, sobre todo en mi posición, porque somos muchos grandes. Sabía que no iba a tener 20 minutos todos los partidos nada más llegar, tendré que trabajar para conseguirlo y eso es lo que estoy intentando hacer. Al final siempre será decisión del entrenador si me necesita o no.

De su estilo de juego, ¿qué le gustaría mejorar más?

Necesito confiar más en mí en ataque y saber utilizar mejor mi físico, porque considero que aunque tengo un cuerpo para ser más físico en mi juego, no lo estoy utilizando al máximo. Ese es el salto que necesito dar, porque puedo jugar por dentro y por fuera, también tengo condiciones para pasar la pelota.

Fue el mejor joven de la Liga y ahora es Khalifa Diop quien ha entrado en el quinteto ideal joven de la Liga, ¿cómo ve la evolución de su compañero?

Ha dado un salto muy importante esta temporada sobre todo a la hora de mantener la tranquilidad en la pista y saber lo que debe de hacer en cada momento. Le veo con mucha confianza y eso le está dando muchas cosas. Está ayudando mucho al equipo en la faceta defensiva.

¿Cómo están ayudando a su compañero Artem Pustovyi durante estos dos meses de dura guerra entre Rusia y Ucrania?

Es imposible ayudarle. Uno no es capaz de imaginarse lo que pueda estar pensando por dentro, de lo que pueda estar hablando con su mujer y con sus amigos en casa. Estamos entre todos intentando que cuando venga aquí se desconecte de todo lo demás. Procuramos que no note que estamos preocupados por él.

Polonia hace frontera con Ucrania, ¿en su país se está viviendo también esta guerra de una manera complicada?

Últimamente Polonia está muy preocupada por la situación de Ucrania, porque estamos en la frontera intentando ayudar a los ucranianos que quieren salir del país, donándoles ropa, dinero y es algo que está afectando a todo el país. Los precios se están viendo afectados, pero al final lo importante es que está afectando a las personas y a las familias.

¿Cuál es su objetivo a corto, medio y largo plazo?

Quiero acabar la temporada de la mejor manera, intentar clasificarnos para el playoff. Después quiero ir a EEUU a hacer los workouts de la NBA y quedarme en el draft porque es mi último año. En función de si tengo opciones de quedarme allí, tomaré una decisión, porque firmé dos años con el Granca. La NBA dejó de ser una obsesión para mí, no salir en el draft no es una puerta cerrada.

Suscríbete para seguir leyendo