Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los 'pioneros' acabaron en México

Esta no es la primera vez en la que se habla de inversores chinos en el municipio de Telde. En 2011, poco despúes de que María del Carmen Castellano se hiciese con el bastón de mando, un grupo de empresarios de aquel país se dejaron ver por la Alcaldía para manifestar su intención de edificar un gran centro de ocio, con espacio reservado para terapias y masajes incluidos. En aquel momento se barruntó la opción de desarrollar las parcelas P-1 y P-2 con una inversión de unos 40 millones de euros. Lo cierto es que el dinero nunca apareció, y que al final, según fuentes a las que ha tenido acceso este periódico, el proyecto que estos traían bajo el brazo acabó ejecutándose en un área ubicada entre la frontera de México y Estados Unidos. Meses después, otros chinos avanzaron su deseo de construir un centro de distribución logística en Bocabarranco, cerca del centro comercial Las Terrazas. El resultado, prácticamente el mismo: nada físico que ver en Telde. Ahora, los nuevos inversores se suman a un listado en el que hay rusos, nórdicos y hasta suecos de la época de Guillermo Reyes. Antonio José Fernádez

Compartir el artículo

stats