Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Barrios Pendientes

Urbanismo asfaltará la carretera que une por la cornisa los barrios de San Juan y San José

La regeneración de los Riscos de Las Palmas de Gran Canaria incluye convertir una pista de tierra en una vía de ronda que llegue hasta Zárate | Habrá un tratamiento paisajístico de la ladera

Un vecino sube la compra en la pista de tierra que une San Juan y San José por la cornisa. Tony Hernández

Urbanismo asfaltará y dotará de equipamientos básicos la pista de tierra que une los riscos de San Juan y San José por la cornisa. La carretera, hoy día, es en realidad una vía de pluviales que está fuera de ordenación y que carece de mantenimiento, alumbrado o barrera quitamiedos. Con un kilómetro, aproximadamente, de largo, conecta la calle Arocha -en San Juan- con Diana y Doctor Sventenius, esta última en Zárate, después de rodear San José. El proyecto tiene como objetivo mejorar la movilidad en la parte alta de los riscos y con el resto de barrios y servicios del Cono Sur.

El plan de regeneración de San Juan y San José incluye una serie de actuaciones que se escapan de los límites del ámbito del PERI (plan especial de protección y reforma interior), todavía en vigor hasta la aprobación definitiva de la nueva normativa. La mejora de las laderas sin edificar del conocido como lomo de Santo Domingo, la puesta en valor de la Batería de San Juan, la recuperación del CIE de Barranco Seco o la urbanización de esta carretera de tierra son algunas de las propuestas realizadas por los vecinos de ambos barrios durante las jornadas de participación Barrios Pendientes.

El nuevo plan especial, que irá a pleno esta semana para su aprobación inicial antes de ir a periodo de alegaciones, prevé urbanizar esta vía que actualmente carece de nombre. Se trata de un proyecto que ya recoge el PGO de 2012, pero que ahora Urbanismo querrá darle un impulso, dado que ha sido una de las principales demandas de los vecinos durante el proceso de escucha.

La falta de firme cuando llueve obliga a los vecinos de la parte alta de San José a dar un rodeo

decoration

Actualmente la pista de tierra la utilizan principalmente un puñado de vecinos que oficialmente viven en lo alto de la calle Trasera Teniente Ruiz. Pese a carecer de cualquier tipo de equipamiento básico, esta carretera de vía de pluviales es la única manera que tienen para ir a sus en coches, con el consiguiente peligro que eso conlleva. Además de no tener quitamiedos, son continuas las piedras que caen de la ladera al no tener ninguna protección.

La carretera en teoría conecta la calle Arocha, en lo alto de San Juan, con Diana, en el extremo sur de San José; además cuenta con acceso rodado a Juan Sánchez Sánchez, con acceso directo al paseo de San José. Esa es la teoría, según la época del año y si las lluvias han hecho de las suyas hay partes del firme dañadas que obligan a los vecinos a dar auténticos rodeos. Desplazamientos que en realidad deberían ser de unos pocos minutos y máximo de un kilómetro, ir al supermercado más cercano, por ejemplo, se convierten así en un cuarto de hora y cuatro kilómetros. La alternativa es aparcar en la zona baja y después subir y bajar escaleras.

Línea 54 de Guaguas Municipales

Por otro lado, la idea será que la carretera nazca directamente en el cruce de Batería de San Juan con Marfea, que es donde tiene terminal la línea 54 de Guaguas Municipales. La pista de tierra está actualmente está separada de esta intersección por un tramo de ladera de unos 30 metros. No obstante, seguiría habiendo una conexión con la calle Arocha, que pasará a sentido único. 

Según el plan, la idea será dotar a la futura calle urbanizada de accesos peatonales a las viviendas situadas en las cotas más altas de San José al convertirse en una vía de ronda de extremo a extremo del barrio. Además, el documento especifica que el proyecto facilitaría el tráfico rodado incluyendo el transporte público.

El plan contempla la rehabilitación de la Batería de San Juan para darle un uso sociocultural

decoration

En cuanto a la ladera que circunda esta carretera, el plan prevé hacer una regeneración ambiental de los terrenos situados entre la futura vía y el barrio de San José propiamente dicho. Esta restauración del espacio consistirá en la eliminación de una serie de infraviviendas -que hoy día ya están fuera de ordenamiento-, así como la retirada de vertidos de basuras incontrolados. Tras esta limpieza, más que necesaria en algunos puntos, la idea será habilitar pequeños senderos que recorran toda la zona a partir de los caminos espontáneos en la ladera formados por el uso continuado de los vecinos. Se trataría de un valor añadido de la zona, dada la amplia panorámica, con vistas a Vegueta y toda la Vega de San José.

En esta misma ladera, el plan también propone una pequeña actuación a un costado de la calle Río Nervión, en San José. A pesar de situarse fuera del ámbito, la idea será crear una zona de aparcamientos a continuación de la que ya se encuentra en el fondo de saco de la calle San Francisco Javier. Esta intervención será viable dado que la propuesta de ordenación será ampliar Río Nervión al convertirse en una prolongación del eje de Chano Bartolo y Tártago, en los altos de San Juan.

Edificio histórico

La apertura de una vía en el cruce de Batería de San Juan y Marfea, para dar acceso a esta vía de circunvalación de San José a la calle Arocha, permitirá ordenar la zona de aparcamientos que hay en lo más alto de San Juan. Desde este punto será de donde salga el paseo que conectará el barrio con la Batería, un edificio histórico de tipo defensivo cuyas obras comenzaron en 1898 en el contexto de la Guerra de Cuba. El Gobierno canario lo declaró Bien de Interés Cultural (BIC) en 2018.

La recuperación de este edificio es uno de los propósitos vinculados al plan de regeneración de San Juan y San José. El área que delimita el BIC está fuera del ámbito de actuación del plan, pero el Ayuntamiento entiende que se trata de un inmueble que debe estar vinculado con ambos barrios, puesto que permitiría crear economía de escala en la zona, además de ser un atractivo para los propios vecinos. 

Actualmente, para acceder a este conjunto histórico hay que hacerlo a través de un camino ancho de tierra desde el citado cruce en lo alto de San Juan. El Ayuntamiento por el momento solo ha realizado tareas de limpieza y tiene previsto tapiarlo para evitar la presencia de personas sin techo. No obstante, la idea será recuperar este espacio mediante una restauración y su puesta en uso con actividades socio culturales.

Ideas para Barranco Seco

«Buscar otro uso a la antigua cárcel de Barranco Seco», esta ha sido una de las reivindicaciones de los vecinos de San Juan al plan de regeneración durante el proceso participativo de Barrios Pendientes. Los técnicos de Urbanismo han recogido esta petición y sugieren su acondicionamiento y reutilización pública para actividades de tipo socio cultural pese a no estar dentro del ámbito del plan especial de San Juan y San José. La antigua cárcel de Barranco Seco es un edificio de gran volumen de mediados del siglo XX situado a un costado de la autovía del Guiniguada. Actualmente acoge un Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) dependiente del Ministerio del Interior. Son numerosas las voces que han pedido que este tipo de centros dejen de existir por considerar que en ellos se vulneran los derechos de los migrantes. | A. V.

La falta de firme cuando llueve obliga a los vecinos de la parte alta de San José a dar un rodeo.

Compartir el artículo

stats